Pepe Navarro, director general de Herbolario Navarro

La clave de esta empresa valenciana para tener éxito después de 250 años

Herbolario Navarro nació allá por el año 1771. Una época en la que la naturaleza estaba mucho más presente. Repasamos con Pepe Navarro, su director general, cómo, desde su fundación, esta empresa no ha dejado de evolucionar con el objetivo de adaptar la herbodietética y los productos naturales a las necesidades de cada tiempo.

El «compromiso con la salud y el bienestar» ha sido el motor que ha impulsado a todos los miembros del equipo de Herbolario Navarro durante ya más de 250 años. Todos, desde los responsables hasta los empleados y colaboradores, explica Navarro, comparten la misma pasión: ayudar a las personas a sentirse bien.

Herbolario Navarro

Misión, visión y valores de la empresa

En cuanto a la misión, la visión y los valores de Herbolario Navarro, fuentes de la compañía definen la misión como la manera de «dar servicio a todas aquellas personas que quieran llevar una vida sana y natural»; la visión, como la importancia de ser un referente en el ámbito nacional en el sector herbolario y de ecotiendas; mientras que entre sus valores se encuentran la honestidad, la transparencia, la orientación al cliente, la mejora continua y la agilidad.

Esta compañía figura en nuestro ranking como una de las de mayor antigüedad teniendo en cuenta su fecha de constitución. Pepe Navarro señala orgulloso que se han convertido «en una empresa muy longeva».

«Tenemos que adaptarnos constantemente a las necesidades de nuestros clientes, que son cambiantes»

«Tanto es así que ya hemos podido celebrar nuestro 250 aniversario». En todos estos años, destaca el director general de la compañía, «la evolución ha sido constante. Pero siempre hemos mantenido intacto nuestro compromiso con la calidad y los productos de proximidad. Por ello, nos convertimos en un referente en la ciudad de València», añade.

El salto definitivo

Pepe Navarro señala un momento clave en la evolución de la empresa. «Sin duda, nuestro punto de inflexión fue en 2001, cuando empezamos nuestra expansión territorial por España. Desde entonces, hemos conseguido tener más de 48 tiendas físicas y un canal de venta online. Ahora, nuestro reto está en convertirnos en líderes en el ámbito nacional en alimentación sostenible y estar presentes en todas las comunidades autónomas», asevera Navarro.

Sin embargo, si nos retrotraemos a la fundación exacta de Herbolario Navarro, su director general relata que es «algo difusa. No obstante, sabemos que en 1771 ya existía y estaba regentado por una familia. Ya era un negocio totalmente familiar. Después, entre 1771 y 1926, pasaron generaciones y generaciones de dos familias diferentes. Ya en 1926 es cuando mi bisabuela compró el negocio para mi abuelo. Con el fin de proporcionarle un trabajo con el que vivir. Él se enamoró enseguida del negocio y estudió y trabajó muchísimo para convertir el herbolario en un referente de la ciudad de València. Desde entonces, ha pasado de generación en generación dentro de nuestra familia», rememora Pepe Navarro.

Herbolario Navarro

De este modo, el herbolario siempre ha estado regentado por familias desde su nacimiento. Y, desde el año 1926 hasta la actualidad, por la de Pepe Navarro, de modo que se trata de una empresa familiar. En todas ellas, es habitual que se establezcan ciertas reglas –de forma escrita y reglada o de un modo algo menos formal– para los momentos en los que se producen relevos generacionales.

«Aunque no existe un protocolo familiar de forma escrita, sí que nos gustaría que el negocio fuera siempre familiar y pasara a las generaciones venideras», explica el actual director general.

«Entre 1771 y 1926 pasaron varias generaciones de dos familias diferentes»

En el caso de Herbolario Navarro, la división accionarial es sencilla. Lo que suele favorecer transiciones menos complejas que en compañías con accionariados muy compartimentados. De hecho, la distribución societaria actual de la mercantil se divide entre dos únicas personas. «Es compartida por mi madre, Lola Catalá, y por mí, a partes iguales», detalla Navarro.

Su constante evolución

Probablemente, una empresa que ya supera los 250 años no podría estar escribiendo una historia tan extensa y exitosa sin adaptarse a los tiempos, ser valientes e innovar. «Por supuesto que Herbolario Navarro ha evolucionado; porque tenemos que adaptarnos constantemente a las necesidades de nuestros clientes; que son cambiantes», afirma. No obstante, matiza que, pese a ello, permanecerá «siempre» la parte tradicional de herbolario.

«Nuestro punto de inflexión fue en 2001, cuando empezamos nuestra expansión por España»

«Se trata de nuestra esencia y siempre apostaremos por ello», asevera Pepe Navarro. Aclara también que «paulatinamente, hemos introducido nuevas líneas de productos para, por ejemplo, personas con intolerancias alimentarias o frutas y verduras tradicionales de otros países».

Los secretos de la empresa para una vida longeva y exitosa

Pero, ¿qué cualidades debe tener una compañía para ser perdurable a lo largo del tiempo? «Supongo que nuestros valores», responde el director general de Herbolario Navarro. Inquirido sobre cuáles son, Pepe Navarro asegura que siempre han apostado «por la calidad y la proximidad del producto».

«Además, estamos a la vanguardia del sector y hemos conseguido adaptar la herbodietética y los productos naturales a las tendencias y necesidades de cada época. Por eso, nuestro compromiso es seguir innovando y ser cada día más sostenibles», concluye.

Dejar una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.