Pinturas Montó

Pinturas Montó, una empresa familiar, y cómo emprender tras una crisis

Pinturas Montó tiene ya 60 años de vida. Como se suele decir, lo más difícil no es tener una idea, sino llevarla a cabo y, sobre todo, hacerla sostenible en el tiempo. Este es el caso de esta compañía, que nació en un momento de precariedad económica. Fue Clemente Martín, su fundador, quien decidió emprender un nuevo proyecto a comienzos de los años 1960.

La necesidad se hizo virtud. Y la dañina situación económica que atravesaba le hizo ver oportunidades donde, quizás, en otro momento y con otro contexto no hubiera visto. La trayectoria de Pinturas Montó comienza exclusivamente con la fabricación de colas vegetales y, a partir del esfuerzo de su fundador y quienes le siguieron, ha conseguido convertirse en una compañía de primer nivel.

Hablamos sobre la historia, la trayectoria y los proyectos de Pinturas Montó con Daniel Martín, actual CEO del Grupo Montó. Clemente Martín, padre de Daniel y fundador de la firma, dejó su pueblo natal para trasladarse a València, en 1957 donde comenzó a trabajar en una fábrica de Colas Vegetales. Cuatro años después, fruto de la necesidad y de la obligación de sacar a su familia adelante, decidió comenzar a hacer aquello que había aprendido en estos años: la fabricación y venta de colas vegetales.


Suscríbete gratis a nuestra Newsletter
Y recibirás en exclusiva la actualidad económica y empresarial.

El germen de lo que hoy es Pinturas Montó

Este es el germen de lo que hoy en día es Pinturas Montó. Durante tres años, Clemente se dedicó exclusivamente a fabricar colas vegetales. A partir del cuarto año, comenzó a fabricar pintura al temple; más adelante pinturas plásticas, y poco a poco fue incrementando su gama de productos hasta llegar a lo que hoy es la compañía que ya dirige su hijo.

Aunque los comienzos no fueran sencillos, el fundador de Pinturas Montó siempre tuvo claro que el objetivo era llegar a ofrecer una amplia gama de productos. Las colas vegetales solo fueron el comienzo. La idea era lograr que un pintor no tuviera que ir a otro sitio a comprar y que encontrara cualquier producto en una misma marca. Desde la obra a civil a la pintura decorativa, este siempre fue el objetivo: ir ampliando la gama para ofrecer cualquier solución en cualquier ámbito.

“Hay que hacer lo que se hace bien. Evidentemente, la oferta tiene que ir siempre orientada de forma muy, muy especialista, a un mercado. Ya de por sí, en el mercado en el que estamos, tenemos muchos canales a los que atender. Hemos estado centrados en todo lo que se haga dentro de la construcción civil. Todo lo que se recubra dentro de una construcción civil, desde una gran obra, hospital, edificios de viviendas, hasta un local comercial. En cualquier cosa que vaya asociada al cemento, nosotros estamos. A cualquier soporte le damos solución. Y esto es lo que hemos hecho, tener una gama muy amplia de productos, dentro de la pintura decorativa”, explica el actual CEO del Grupo Montó.

Pinturas Montó

“La honradez es el principal activo que tiene que calificar a Pinturas Montó”

La idea de trabajo es sencilla. Pensar en el consumidor final del producto, pero estando siempre muy cerca de los distribuidores, que son los que tienen que canalizar la venta de la pintura hacia los profesionales. “La honradez es el principal activo que tiene que calificar a Pinturas Montó y a los profesionales que trabajan en ella, nosotros hemos procurado siempre estar muy unidos al distribuidor y pensar mucho en el pintor. Honradez y respaldo al cliente. Nosotros no estamos solamente con el cliente cuando las cosas van bien, sino que estamos también cuando las cosas van mal. Y eso es algo que nos ha identificado durante todos estos años, el acompañar al cliente siempre”, señala Daniel Martín.

“‘Democratizar’ el mundo de los sistemas tintométricos”

Entre los hitos que el actual CEO de la empresa destaca de estos 60 años de vida de Pinturas Montó, el hijo del fundador destaca lo que consideran que ha sido “’democratizar’ el mundo de los sistemas tintométricos”: Hay un momento disruptivo en el que se tiene que decidir dar el paso. Desarrollamos el primer sistema tintométrico propio que hubo en el mercado. ¿Qué quiere decir de desarrollo propio? Quiere decir que en lugar de adquirir los pigmentos que se utilizaban en estos sistemas para teñir las pinturas de forma automática, como lo hacíamos hasta ese momento, donde la oferta a nivel mundial era prácticamente nula, con unos costes muy importantes, pasamos a desarrollar un concepto diferente de colorante, de pigmentos para teñir. Renunciamos a la universalidad de los colorantes para hacer colorantes específicos para pinturas al agua y otros para pinturas al disolvente. Y al mismo tiempo, los producimos, generando así una bajada de costes para el consumidor final muy, muy importante”.

Pinturas Montó

De las colas vegetales al gran éxito

El crecimiento de la compañía en estas seis décadas ha sido imparable. Pinturas Montó es una compañía unipersonal que pertenece a un grupo al que también pertenecen varias sociedades que operan dentro de la red de Franquicias Tiendas Montó, negocio de ‘retail’. Daniel Martín apunta que el grupo, solo en el negocio de pinturas, ha facturado en el último ejercicio una cifra superior a los 85 millones de euros. Y la ambición que llevó a Clemente Martín a crear esta gran empresa no ha desaparecido.

“Pretendemos incrementar en el presente año 10 millones a nuestra cifra de negocio. No llegaremos a los 100 millones en el presente año, aunque creemos que sí en el año 2022. En estos momentos de pandemia, estamos empezando a retomar el ritmo habitual de viajes y a tener contacto físico con el cliente, que nosotros entendemos que es imprescindible. Evidentemente, nuestros empleados han teletrabajado en la medida de lo posible durante esta pandemia. Nos hemos adaptado a la situación aprovechando las nuevas tecnologías, pero creemos necesario el contacto personal con los distribuidores de pinturas y estamos empezando a retomar ese ritmo habitual de viajes”, comenta el CEO.

“Por supuesto, en el mundo en el que vivimos, o vamos para adelante o vamos para atrás. No hay posibilidad de quedarse estancado; quedarse estancado es ir para atrás. Y esa no es una posibilidad que pueda augurar un buen porvenir”, añade.

Un sector resiliente ante la pandemia

Es un hecho que el impacto de la pandemia ha golpeado duramente al conjunto de la economía mundial. Pero también es cierto que hay sectores que han podido aguantar el envite. Este es el caso de Pinturas Montó, cuyo CEO explica cómo lo han logrado: No nos ha perjudicado en demasía, al nivel de lo que es cifra de ventas. Hemos descubierto cómo la pintura decorativa ha sido un sector resiliente ante la pandemia. Quizás hemos descubierto que pintar, recubrir una superficie, va asociado a limpiar, a higienizar… Y, además, hemos estado más que nunca en casa y nos hemos concienciado más de aprovechar la primera oportunidad para saltar a la primera tienda que teníamos cerca y comprar pintura”.

Sin embargo, las exportaciones sí que han notado el paso de la crisis económica derivada de la covid-19. “La pandemia nos ha afectado especialmente a nivel de la exportación. Por lo que retomamos la expansión a nivel internacional, pero siempre desde un punto de vista de un crecimiento que tenga un porqué y que se haga de una forma que complemente lo que tenemos hoy. Hay compañías que tienen que crecer muy rápidamente, que son compañías que tienen como objetivo la dimensión, el tamaño, la cifra de ventas… Y tiene sentido para esa empresa en ese momento. Este no es nuestro caso”, valora Daniel Martín.

Pinturas Montó

Innovación, transformación digital y sostenibilidad

Innovación, tecnología, transformación digital y sostenibilidad son seguramente las palabras de moda. Son términos que la pandemia ha introducido de lleno en el imaginario colectivo. Más aún con los planes de recuperación y la prometida llegada de los ansiados fondos europeos. Las empresas están asumiendo estas actualizaciones en sus negocios a toda marcha. Y Pinturas Montó no es una excepción. Ya el pasado año, en 2020, comenzaron a operar toda su logística desde su actual plataforma, en el Polígono Industrial Carrases de Llíria (Valencia).

Únicamente con este cambio de almacén, el consumo de energía por litro suministrado de pintura ha bajado un 36%. Además, en el año 2023, Pinturas Montó generará más energía limpia que la que consumirá en todos sus centros de trabajo. ¿Cómo? Por ejemplo, en esa nueva plataforma, la compañía aprovecha el 100% del agua de lluvia que cae sobre el tejado. “Estamos evolucionando hacia sistemas de producción que consumen menos energía en la fabricación de cada litro”, añade el CEO.

En cuanto a transformación digital, Martín apunta que “esto va a tanta velocidad que da la sensación de que vayamos más lentos que nunca”. Pero, continúa, “ya ha habido una transformación digital con el traslado de nuestra plataforma a Llíria; estamos mucho más comunicados con el cliente, el cliente está más comunicado digitalmente con nosotros, nuestras operaciones internas han evolucionado…”.

Pinturas Montó

“Montó está inmersa en esa evolución que no tiene marcha atrás”

“Por supuesto”, explica Daniel Martín, “Montó está inmersa en esa evolución que no tiene marcha atrás, pero al mismo tiempo quiero reiterar que nosotros seguimos convencidos de la necesidad de tener contacto directo con el cliente. La transformación digital avanza de una forma muy rápida y nosotros estamos adecuándonos a esa transformación digital de la compañía con el objetivo de dar siempre un mejor servicio a nuestros clientes”.

Otro de los avances más sonoros en los últimos tiempos es el de los ‘marketplaces’ y, en general, la venta online. El CEO de Pinturas Montó comenta que sí se plantean dar pasos hacia estas formas de venta, pero matiza: “Sí que nos lo planteamos, pero vuelvo a lo de siempre: vinculados al compromiso principal con nuestros clientes a través de otras formas de distribuir, como es la venta online”.

“La venta online forma parte de un sistema por el que el consumidor final se acerca a nuestros productos, pero ya adelanto que será respondiendo a la política general de Pinturas Montó: siempre venta online a través de nuestros clientes actuales. Nosotros estamos trabajando en ello. ¡Cómo no! Tendremos una plataforma en funcionamiento que va a ser una venta online canalizada a través de nuestros distribuidores”, explica el CEO.

“Seguiremos recorriendo nuestra hoja de ruta como empresa familiar, en la que se encuentran ya incorporados miembros de la tercera generación en las diferentes compañías de nuestro grupo”, concluye Martín.

LANTANIA: el futuro en construccion campo solar-300
Royo-group-coleccion
ECO3-octubre-2021

Dejar una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.