La información económica de los líderes

Los residuos del cultivo de tomate se convierten en productos bioprotectores

Idai Nature participa en el proyecto Greenprotect financiado por el Cdti

La empresa valenciana Idai Nature participa en Greenprotec, un proyecto que convierte los residuos generados por el cultivo de tomate en un producto de bioprotección.

Los desechos de tomate se han convertido en un problema ambiental. En la Unión Europea se generan cada año 300 millones de toneladas de residuos de tomate. Por ello, el Feder ha lanzado un programa que cofinancia junto al Ministerio de Ciencia a través del Cdti para dar solución a este problema.

Idai Nature ha sido seleccionada para participar en el proyecto teniendo en cuenta que se ha convertido en la empresa de referencia a nivel internacional en las actividades de biocontrol. La empresa valenciana elabora innovadores productos derivados de extractos botánicos y minerales que permiten cultivos seguros y sostenibles.

Los ensayos de eficacia que está realizando la empresa sobre el producto obtenido están alcanzando excelentes resultados para el control de distintas enfermedades y plagas que actualmente suponen un gran problema para el sector agrícola español.

“Es un gran avance para el sector porque convertimos un recurso que actualmente es una fuente de contaminación en una valiosa herramienta para nuestros agricultores” destaca el fundador y director general de Idae Nature, Carlos Ledó.

Tras una primera fase, en la que el Centro Tecnológico Agroalimentario de Extremadura se encargó de obtener un extracto bioactivo a base de glicoalcaloides naturales de residuos de cultivos de tomate, Idae Nature trabaja en su reproducción a escala industrial, clave para que el producto constituya un éxito.

Suscríbete a nuestra newsletter