Castello UBE Corporation Europe ventas récord beneficios

La castellonense UBE logra ventas récord y duplica beneficios hasta los 34 M

UBE Corporation Europe, la filial del grupo japonés UBE Corporation para Europa y Latinoamérica que tiene su sede central en Castellón, ha cerrado el ejercicio fiscal 2021 con unas ventas consolidadas de 544 millones y un beneficio después de impuestos de 34 millones.

Unos resultados que experimentaron un fuerte incremento impulsados por el mayor valor de la producción como consecuencia del aumento general del coste de las materias primas y una demanda sostenida en algunos de sus principales mercados.

Se trata por tanto de un récord en la cifra de negocios, que alcanzó como decimos los 544 millones, frente a los 381 millones de un año antes (con el impacto de la pandemia) y una recuperación del Ebitda y el beneficio después de impuestos, 60 y 34 millones, respectivamente. Esto supone más que duplicar el beneficio del pasado ejercicio que cayó a 14,5 millones. Si bien, los 34 millones de 2021 quedan por debajo del máximo alcanzado en 2018, cuando superó los 38 millones.

Actividad

Su actividad incluye la fabricación y comercialización de materiales para diversos sectores y mercados que han funcionado de manera dispar. Con un comportamiento positivo en aquellos ligados a la transformación agroalimentaria, la producción agrícola, la industria química o manufacturas diversas, que han contribuido a una demanda estable de poliamidas para protección de alimentos, fertilizantes y productos de química fina; mientras que el sector de automoción no ha recuperado su fortaleza, afectando negativamente a las ventas de polímeros y compuestos especiales.

 Empuje de las exportaciones y el empleo

El empleo se ha mantenido estable, con un total de 613 personas, de las cuales 559 trabajan en los dos centros productivos de la provincia de Castellón, el del polígono de El Serrallo y el de Almassora.

Cuenta con un 24% de personal femenino y más de un 98% de contratos indefinidos. Adicionalmente, a lo largo del año fiscal 2021 UBE ha subcontratado servicios con una media equivalente a 330 empleos a jornada completa.

Las exportaciones han absorbido un 69% del negocio en UBE Corporation Europe y un 52% en en la compañía del grupo Repol; siendo Europa el área geográfica donde se dirigen mayoritariamente.

Cerca de 100 millones para inversiones futuras

Las inversiones alcanzaron en 2021 los 23 millones, dejando el total del trienio 2019-2021 en 53 millones, ligeramente por debajo de los 57 previstos. La diferencia se debe al retraso acumulado en algunos proyectos a causa del Covid.

Para el periodo 2022 a 2024 UBE cuenta con un plan de inversiones a medio plazo por importe de 95 millones en las dos plantas productivas que el grupo tiene en la provincia de Castellón, destinándose el 25% a proyectos de seguridad y mejora ambiental.

Su objetivo es alcanzar el nivel de cero emisiones netas de gases de efecto invernadero (GEI) en 2050. La empresa ha alcanzado una reducción superior al 25% respecto al año base 2010 en las
emisiones de GEI de alcance 1 (emisiones directas producidas por quema de combustibles) y de alcance 2 (emisiones indirectas procedentes de la generación de electricidad, vapor, calefacción y refrigeración comprados).

Es destacable, en el ámbito de estas últimas, que la electricidad adquirida por UBE y Repol es de origen 100% renovable.

Ralentización en el presente ejercicio

El final del ejercicio 2021, el pasado 31 de marzo, estuvo marcado por el inicio de la guerra de Ucrania, el aumento vertiginoso de los costes energéticos, y la volatilidad en los precios de las materias primas, factores que están enfriando la demanda, advierten desde la compañía.

«En una situación de incertidumbre general por la evolución de la economía global, la industria manufacturera parece estar llegando a su límite de capacidad para asumir las subidas de los costes de las materias primas, lo que genera una ralentización de la demanda, a la espera de cambios en el entorno».

I+D

UBE tiene abiertas diversas líneas de innovación relacionadas con el ciclo de vida del plástico (estudio del origen de las sustancias, minimización de impactos ambientales durante la producción, reciclado y biodegradabilidad de envases que contienen nailon…) para impulsar un modelo de negocio que contribuya a paliar la proliferación e inadecuada gestión de los residuos plásticos y favorezca la transición hacia la economía circular.

Los proyectos de I+D propios o en consorcio se complementan con las actividades de docencia, investigación y difusión del conocimiento realizadas desde la Cátedra UBE de Plásticos Sostenibles de la Universitat Jaume I, instituida en diciembre pasado.

Acces ETT
Infocif bases de datos
implica corporate finances
Infocif bases de datos

Dejar una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.