Economía 3: Noticias económicas e Información para el liderazgo Economía 3 menú
Newsletter Suscripción revista 5€/mes
Puerto de València

¿Cómo se prepara un puerto para afrontar una pandemia? València diseña un plan

Mantener el funcionamiento de un puerto ante una pandemia es de vital importancia. Los puertos garantizan que los suministros médicos; los alimentos; el combustible; las materias primas y productos manufacturados, así como los componentes vitales para el mantenimiento del empleo, sigan llegando a los destinos previstos.

En este contexto, la Fundación Valenciaport, ha puesto en marcha un novedoso servicio de asesoramiento sobre la gestión de pandemias en puertos cuyo principal objetivo es proporcionar a los gestores portuarios una visión global y precisa de la situación para que sepan exactamente a qué se enfrentan y cómo actuar ante la posible propagación de enfermedades infecciosas en el área portuaria.

Esta asistencia técnica, dirigida a autoridades portuaria; empresas privadas de gestión portuaria; operadores y agentes portuarios, así como a representantes de los Ministerios de Transportes, Sanidad y Comercio, entre otros, fomentará la resiliencia portuaria frente a las pandemias.

Objetivos del asesoramiento para preparar a un puerto para afrontar pandemias

Algunos de los objetivos específicos de este servicio son: mantener los puertos seguros y operativos durante las pandemias mejorando la respuesta y toma de decisiones ante las mismas y elaborando protocolos, planes de acción, etc.; aplicar normas, directrices, métricas, herramientas y metodologías para facilitar el flujo de mercancías y servicios; proporcionar a las partes interesadas herramientas informáticas novedosas y fáciles de usar para complementar los sistemas de la UE y asesorar a los puertos y agentes de la comunidad portuaria en el uso de tecnologías
en remoto enfocado a los puestos de teletrabajo.

La metodología

La asistencia técnica tiene una duración de 25 semanas y los trabajos se estructuran en tres fases: La primera fase consta del diagnóstico y análisis de la situación de riesgo vs operaciones portuarias; la fase 2 pasa por la definición de planes de acción y contingencia. Por último, la tercera fase consta de una propuesta y aplicación de las mejores ‘buenas prácticas’.

Dejar una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.