Presupuestos 2021

Los Presupuestos de 2021 disparan la dotación de vivienda, sanidad y educación

Las cuentas prevén una inversión pública "en particular en inversión social" de 239.765 millones, una cantidad que incluye la primera anualidad de fondos europeos.

EFE/Moncloa/Borja Puig de la Bellacasa

El proyecto presupuestario de 2021 que este martes aprueba el Consejo de Ministros incrementa notablemente la dotación de las partidas de vivienda, sanidad o educación, así como los fondos para las transiciones ecológica y digital.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha avanzado que las cuentas prevén una inversión pública “en particular en inversión social” de 239.765 millones de euros, un 10,3% más, una cantidad que incluye la primera anualidad de fondos europeos.

Estas son algunas de las partidas avanzadas por el presidente:

El presidente ha avanzado algunas de las partidas presupuestarias como los 11.935 millones con los que contará el Ministerio de Transición Ecológica y el Reto Demográfico para ejecutar políticas verdes. Por otra parte, Sánchez ha avanzado que el Plan España Digital movilizará entre 2020 y 2022 una inversión pública y privada de alrededor de 70.000 millones.

La inversión en el sistema educativo público y de formación profesional aumenta un 70,2%, con un incremento de 514 millones en la partida de becas y un plan de modernización de la formación profesional a cuatro años dotado con 1.500 millones.

Las partidas de vivienda aumentan un 367,9%, es decir, 1.772 millones. Respecto a Sanidad, el presupuesto destina 3.064 millones más, lo que supone un incremento del 151,4% para afrontar “uno de los grandes desafíos” derivados de la pandemia.

Según ha adelantado el presidente, el proyecto presupuestario para 2021 destinará 3.017 millones al Ingreso Mínimo Vital (IMV) y aumentará un 114,8% la inversión en infraestructuras, lo que significará un incremento de 6.161 millones.

La dotación del Ministerio de Ciencia e Innovación aumenta un 60%, lo que supone un incremento de 3.232 millones. En esta línea, Investigación, desarrollo e innovación (I+D+i) contará con una inyección extraordinaria de 5.106 millones, lo que supone un aumento del 80,1 %. Se destinan 2.440 millones del fondo React-EU a la compra de vacunas y el refuerzo de la atención primaria.

Además, las partidas de industria y energía aumentan en casi 5.700 millones; las ayudas al comercio y el turismo, en 1.338 millones (un 150 %); las de agricultura, pesca y alimentación, en casi 790 millones; las de cultura, un 25,6%, y la cooperación al desarrollo, un 20%.

Scope Ratings advierte de “algunos riesgos” en los presupuestos y observa margen de empeoramiento

Desde Scope Ratings han valorado el proyecto de los presupuestos y han advertido de “algunos riesgos” a la baja en las perspectivas presupuestarias del Gobierno español contempladas en el proyecto del Plan Presupuestario 2021. En concreto, observan margen de empeoramiento en las perspectivas de recuperación del crecimiento para el próximo año, a las que apuntan las proyecciones fiscales y de deuda del Gobierno.

El Ejecutivo espera una recuperación económica del 9,8% del PIB en 2021, incluido el impulso que aporte el fondo de recuperación de la UE, tras una contracción del 11,2% este año. En palabras del director de calificaciones soberanas de Scope Ratings, Alvise Lennkh, estas previsiones están sujetas a dos fuentes principales de riesgo:

  1. La limitación a la actividad económica y a la movilidad de la población, provocada por la segunda ola de contagios, puede “frenar la recuperación del PIB en el cuarto trimestre y posiblemente dé lugar a un menor rebote y a una recuperación más lenta el año próximo”, según señala.
  2. Para Lennkh, es necesario que los recursos de la Unión Europea (a través de las subvenciones del fondo para la recuperación) se canalicen eficazmente hacia proyectos que apoyen las reformas estructurales favorables al crecimiento y las inversiones públicas.

Así, Lennkh advierte de la gran dependencia de estas perspectivas presupuestarias en una gran parte de los fondos de la UE, de unos 27.000 millones de euros, o alrededor del 2,2% del PIB de 2019, se canalice efectivamente hacia el crecimiento el año próximo. El Gobierno asume que estos fondos aumentarán el crecimiento del PIB de España en alrededor de 2,6pb (dada su previsión de una tasa de crecimiento del 9,8% en 2021 en comparación con el 7,2% en un escenario sin estas ayudas).

“En cambio, nuestras previsiones para España son más conservadoras y reflejan la preocupación por la débil trayectoria de España en la conversión de los fondos europeos en un impulso fiscal favorable”, apunta Lennkh, quien ha señalado que con un 39%, España tiene la segunda tasa de absorción acumulada de Fondos Estructurales y de Inversión Europeos más baja de entre la UE-28, en línea con Italia, pero notablemente inferior a la de Portugal (54%). “Así pues, esperamos una contracción del 12% del PIB real en 2020, seguida de un repunte del 7% el próximo año, mientras que la deuda pública sobre el PIB seguirá aumentando a medio plazo, pasando del 122% este año al 125% en 2025”, concluye.

Suscríbete a nuestra newsletter