Herramienta DeteCCovid

Universidades valencianas implantarán una herramienta de UPV para rastrear contagios

Permite rastrear los teléfonos móviles de forma totalmente anonimizada y ayuda a detectar a las personas próximas a un positivo de COVID-19

Archivado en: 

La herramienta informática DeteCCovid de la Universitat Politècnica de València (UPV) se implantará en las cinco universidades públicas valencianas para rastrear posibles contagios de COVID-19. La herramienta permite rastrear los teléfonos móviles de forma totalmente anonimizada y ayuda a detectar a las personas próximas a un positivo de COVID-19. Se instalará este jueves en la UPV y, en breve, en las otras cuatro universidades públicas.

El sistema ha sido desarrollado por el Área de Sistemas de Información y Comunicaciones (ASIC, el servicio encargado de aplicar las nuevas tecnologías) y por investigadores del Instituto VRAIN (Valencian Research Institute for Artificial Intelligence), ambos de la UPV. Con respecto a otros proyectos similares de alertas que existen actualmente, DeteCCovid presenta una ventaja, ya que el usuario no necesita instalarse ninguna aplicación ni interactuar con ella, puesto que los datos se obtienen directamente de la red wifi del campus. En efecto, esta apuesta tecnológica se basa en la información de geoposicionamiento que se puede deducir de la infraestructura de la red académica de la UPV.

“Las antenas wifi detectan continuamente la presencia de los miembros de la comunidad universitaria que están conectados tanto a UPVNET como Eduroam, ya sean profesores, alumnos o personal de la administración y los servicios. La información recogida se almacena durante 30 días, de forma anónima, encriptada y totalmente segura en los sistemas de la UPV. Y, únicamente cuando se notifica un positivo, la autoridad sanitaria se encarga de iniciar el protocolo de trazabilidad y de localizar a los contactos cercanos”, ha explicado Vicente Botti, director del Instituto VRAIN.

Asimismo, un detalle importante es que son las autoridades sanitarias las que deciden qué contactos son significativos, a partir de la clasificación del riesgo de contagio (muy alto, alto, etc.) que ha realizado la herramienta en función de lo cerca que las personas hayan estado y la duración del contacto. Es decir, la información pasa un cribado a manos de personal sanitario que es quien adopta las medidas preventivas y asistenciales necesarias.

El gerente de la UPV, Salvador Navarro, responsable de la cátedra de Inteligencia Artificial de la UPV que ha impulsado el proyecto, ha recalcado este punto: “La clasificación de un ciudadano como contagiado depende única y exclusivamente de la autoridad sanitaria, que es también la responsable de contactar, cuando resulta adecuado, con las personas en riesgo de contagio y llevar a cabo los test o adoptar las estrategias de confinamiento apropiadas para ellas”.

Como siempre en estos casos, el sistema requiere del consentimiento del usuario. La base de legitimación para el tratamiento de los datos es precisamente el permiso explícito que la persona otorga previamente mediante un formulario publicado en la Intranet de la UPV. En este sentido, cabe destacar que el proyecto ha sido supervisado por el delegado de Protección de Datos de la UPV y que cuenta con todas las garantías.

“Frente a los rastreos manuales, lentos e imprecisos, esta herramienta tecnológica aporta distintos elementos a tener en cuenta: seguridad, fiabilidad y transparencia, lo que puede resultar de gran utilidad en esta nueva etapa de la pandemia. En la práctica, supone automatizar el trabajo de los rastreadores, gracias a lo cual se puede lograr incluso duplicar la capacidad inicial de detección”, ha destacado.

El proyecto es una iniciativa realizada bajo el marco de la futura cátedra de Inteligencia Artificial de la UPV, que se firmará con la Conselleria de Innovación, Universidades, Ciencia y Sociedad Digital, en la que han colaborado distintas unidades de la Universitat Politècnica de València: los ya citados ASIC e Instituto VRAIN, así como el Servicio de Infraestructuras y el Servicio Integrado de Prevención y Salud Laboral de la UPV.

Suscríbete a nuestra newsletter