Es pionero en Europa

AIJU presenta un servicio de impresión 3D de órganos con precisión ultra realista

Estos biomodelos simulan el comportamiento de diferentes tejidos, texturas y patologías obtenidos a partir de resonancias magnéticas o tomografías

Archivado en: 

El Centro Tecnológico AIJU ha presentado su servicio de réplicas de órganos y patologías de precisión ultra realista con impresión 3D (Digital Anatomy Printer) en el primer encuentro virtual de fabricación aditiva, ADDITIV Digital. Tras más de 15 años de experiencia en impresión 3D PolyJet, cuenta ahora con esta pionera tecnología a través de una nueva impresora, Stratasys J750 DAP, por el momento única en Europa.

Esta tecnología permite replicar biomodelos que simulan el comportamiento de diferentes tejidos, texturas o patologías del tipo vasos sanguíneos, huesos u órganos blandos que son obtenidos a partir de resonancias magnéticas o tomografías. De este modo, la tecnología puede ofrecer a hospitales, organizaciones de innovación en la salud o Facultades de medicina, una evaluación tridimensional clínica sobre un amplio rango de patologías reales o bien por ejemplo validar el rendimiento de un dispositivo médico.

En concreto, los biomodelos con háptica realista, que se asemejan a diferentes tejidos, pueden ayudar a mejorar la destreza de médicos en intervenciones poco habituales o probar las capacidades de nuevos dispositivos médicos sin riesgos reales sobre pacientes, así como reducir la dependencia, costes e inconvenientes de los laboratorios frente a modelos animales o cadáveres para la realización de prácticas durante la formación de estudiantes.

En este sentido, el ingeniero responsable de Fabricación Aditiva y Prototipos de AIJU, Nacho Sandoval, ha explicado que, desde la puesta en marcha en febrero de la última impresora específica para este servicio, e incluso pese a la “grave situación” que ha padecido el sector sanitario con la COVID-19, ya están realizando la impresión de modelos test para distintas aplicaciones concretas en áreas de cardiología, traumatología, oncología y neurocirugía, “con valoraciones muy positivas que ya están planteando nuevos proyectos futuros”.

“Si mejora la situación en la que nos encontramos y es posible dedicar mayores recursos a I+D en el sector médico, posiblemente en unos años, la impresión 3D de modelos anatómicos será un recurso más totalmente implantado en el Sistema de Salud al servicio de nuestros grandes profesionales sanitarios”, ha subrayado Sandoval.

Suscríbete a nuestra newsletter