Más de 40.000 streamers han ganado dinero con su contenido

Streamloots cierra una ronda de financiación de 4,7 millones para atraer talento

Esta Serie A con Bessemer ha contado con Business Angels estratégicos como los CEOs de Shopify, Yelp y Viagogo

Streamloots | Estrella Jover

Los emprendedores valencianos de Streamloots han levantado 5,6 millones de dólares (4,73 millones de euros) en una ronda de financiación con el objetivo de seguir creciendo y atraer talento profesional a su empresa. Recientemente han cerrado su primera gran ronda de financiación (Serie A) con Bessemer Venture Partners (liderado por Jeremy Levine) y unos destacados BAs, entre ellos: Tobi Lutke, CEO de Shopify; Jeremy Stoppelman, CEO de Yelp; Lazarte Brothers, fundadores de los estudios Vida Silvestre; Eric Baker, CEO de Viagogo, y Li Jin, la mayor representante del mundo de la Creators Economy.

“Trabajar junto con Bessemer es una excelente oportunidad para contratar el mejor talento mundial posible. Habernos convertido en una empresa remote-first nos abre la posibilidad de trabajar con los mejores profesionales en todo el mundo”, ha apuntado Alberto Martínez, CEO de Streamloots. “Trabajar junto con estos Business Angels estratégicos nos ha permitido definir mejor nuestra estrategia y llegar a alianzas con otras compañías que aportan más valor a nuestros usuarios, tanto streamers como influencers”, ha añadido.

Esta nueva inyección de capital estará destinada principalmente a conseguir un modelo de autoempleo que permite una mayor autonomía y la monetización de la creatividad de cada creador de contenido online: streamers, influencers, instagramers, tik tokkers, youtubers… Los fundadores de Streamloots trabajan en esa nueva visión de estas profesiones a través de la contratación de talento clave en los diferentes departamentos de la compañía.

Actualmente, el equipo de Streamloots está formado por 30 profesionales multidisciplinares de distintos países, principalmente Estados Unidos y España, y esperan en 2021 duplicar la cifra. “Tenemos un reto muy ambiciosos para el siguiente año y para conseguirlo, buscamos personas en cualquier lugar del mundo que disfrute trabajando con un equipo internacional, con una cultura de aprendizaje constante, y para las que los memes sean también parte de su lenguaje”, ha explicado el CEO.

De hecho, los interesados en formar parte del equipo de Streamloots ya pueden contactarlo a través de la sección de trabajo de su página web. La compañía fomenta el trabajo en remoto, por lo que aceptan profesionales de cualquier rincón del mundo. No obstante, tienen oficinas en San Francisco (California, EEUU) y Valencia (España), para los empleados que prefieran usarlas.

Streamloots comenzó como una plataforma de monetización para streamers (jugadores de videojuegos que retransmiten en directo) y ya ha conseguido que miles de ellos puedan ganarse la vida haciendo lo que más les gusta. Su nueva misión es lograr que se conviertan en empresas y no sólo streamers de videojuegos, sino también influencer de moda, instagramers de belleza, youtubers de cocina o talentosos tik tokkers.

El reto de esta startup es conseguir que los creadores de contenido digitales lleguen directamente a su público, monetizarlo y proporcionarles las herramientas parar poder convertirse en un negocio rentable. “Estamos impulsando un cambio de la concepción tradicional que tenemos del trabajo hacia un modelo de autoempleo”, ha asegurado Martínez.

“Queremos dar a los creadores la capacidad de ser verdaderamente dueños de su público en lugar de alquilarlo a las plataformas sociales. Asimismo ofreceremos apoyo en la gestión y el crecimiento de sus negocios, dándoles acceso a las ventajas que tradicionalmente se han asociado con el empleador”, ha señalado el emprendedor.

Fundada en Valencia en 2018, Streamloots se ha convertido en una plataforma digital líder a nivel mundial para monetizar la actividad de los streamers. Ya son más de 40.000 streamers los que han ganado dinero gracias a su contenido en Streamloots. “Gracias a nuestra startaup, muchos de ellos han podido dejar sus antiguos trabajos para dedicarse a lo que más les gusta: crear contenido”, ha sostenido Martínez.

Suscríbete a nuestra newsletter