Impacto de la crisis

La provincia de Alicante fía su ocupación al turismo nacional tras un julio a medio gas

Las previsiones para agosto no son mejores en términos generales y están sometidas a la provisionalidad de la pandemia

Archivado en: 

La reapertura turística situó la ocupación de julio en el 45,0%, la mitad que hace un año, en la provincia de Alicante. Tras cuatro meses prácticamente en blanco, como consecuencia del cierre obligado del sector por la crisis sanitaria de la Covid-19, julio se ha cerrado a medio gas. Esta cifra apenas supone la mitad de la registrada el mismo mes de 2019 (89,6%) y ni siquiera alcanza la de enero, el mes que en condiciones normales registra una demanda más débil y que en este año llegó al 56,0%, 9 puntos porcentuales por encima de este atípico julio.

Este dato provincial encuentra pocos matices cuando analizamos la tasa de ocupación en las diferentes zonas turísticas; pero confirma que tras los brotes y las paulatinas complicaciones para viajar a países europeos de referencia como Gran Bretaña, la apuesta es el turismo nacional.

ocupacion-alicante-julio-2020Un análisis de los datos de ocupación demuestran que este comportamiento es generalizado en la Costa Blanca. La ciudad de Alicante se ha conformado con un 43,85%, algo por debajo de la Playa de San Juan, que consigue el 50,41%. El Campello y Villajoyosa se quedan en un 45,0%, mientras que Elche llega al 60,61%. Los establecimientos de Guardamar del Segura han alcanzado un 48,59%, algo por encima de los de Santa Pola, que se sitúan en un 44,86%. Más positiva es la situación de los establecimientos de interior, que llegan al 50,71%. Jávea marca el máximo con un 89%, mientras que Sant Joan d’Alacant consigue un 58,0%. El dato más modesto está en Orihuela y Algorfa, que apenas logran un 12,16%.

Es preciso matizar que no todos los establecimientos han estado abiertos el mes completo y estos datos, por tanto, adolecen de la homogeneidad habitual dada la singularidad de la situación que atraviesa el turismo.

Las previsiones para agosto no son mejores en términos generales y están sometidas, además, a la provisionalidad que impone la incierta evolución de la pandemia.

En cuanto al origen de los turistas, el 67,87% de la demanda ha sido nacional, mientras que el 32,13% procedió de fuera de nuestras fronteras.

El ranking internacional ha estado encabezado por Reino Unido, seguido de Francia, Países Bajos, Alemania, Bélgica, Italia, Suiza, Suecia, Polonia y Rumanía. En cuanto a los viajeros españoles, Madrid ha sido el origen más destacado, seguido de Comunitat Valenciana, Castilla la Mancha, Cataluña, Andalucía, Murcia, Castilla León, País Vasco, Aragón y Galicia.

APHA ha apostado por garantizar las mejores condiciones de seguridad sanitaria, tanto para los clientes como para el personal de los establecimientos hoteleros y alojamientos turísticos y por ofrecer la mejor atención posible a sus huéspedes a pesar de las circunstancias.

Suscríbete a nuestra newsletter