se necesita receta para viagra en españa diferencia entre el cialis y el cialis generico viagra femenina españa comprar como comprar viagra para mujer

Entrevista a Antonio Maciá, profesor de arquitectura y creador del proyecto

Algoritmos genéticos para diseñar nuevas viviendas que se identifican con los usuarios

Este proceso, que no incrementará el coste habitual, permite obtener de forma rápida las diferentes posibilidades de distribución de los usos en el espacio

Viviendas personales y personalizadas, que necesitan de la participación del futuro inquilino, diseñadas a partir de la información que aporte el cliente, que se traducirá en el ADN de la vivienda, y algoritmos genéticos. Este es el procedimiento para el desarrollo de un proyecto arquitectónico elaborado por el Grupo de Ensayo, Simulación y Modelización de Estructuras de la Universidad de Alicante (GRESMES). En concreto, Antonio Maciá, profesor de arquitectura y creador del proyecto, espera que, “a corto plazo, este tipo de viviendas pueden estar introducidas en el mercado de vivienda”.

Este procedimiento para el desarrollo de un proyecto arquitectónico, mediante diagramas de Voronoi, permite la obtención de una forma rápida de las diferentes posibilidades de distribución de los usos en el espacio. Es lo que los desarrolladores del proceso denominan con la expresión de “arquitectura genética”, ya que evoluciona y se adapta muy rápido a los cambios, entornos y personas, porque es prioritario dar respuesta a las necesidades de la población.

“Consiste en la aplicación de un procedimiento automático de diseño de viviendas personales y personalizadas en el que la participación del futuro usuario de la vivienda es fundamental. El proceso se inicia con una conversación con los clientes en el que, además de sobre aspectos funcionales y de necesidades, se habla de hobbies, forma de vivir y de momentos importantes que han sucedido a lo largo de sus vidas”, detalla Maciá.


Maciá: “El proceso se realiza de manera automática y los tiempos de diseño de la vivienda se reducen de manera considerable”

En concreto, la relación con los clientes consta de tres fases. En la primera, ante la necesidad de diseñar una vivienda para unos futuros usuarios, se pide que cumplimenten un cuestionario con datos relativos a sus necesidades, usos, aficiones, y sobre la parcela o vivienda a reformar. En una segunda fase se introducen los datos del cuestionario, con el cliente delante, en la herramienta informática, de tal manera que se puede ver, a tiempo real, cómo se va creando la vivienda en planta. Durante la sesión se introducen tres filtros a la planta provisional para la obtención de la planta final: superficies y relaciones entre estancias, filtro de normativas de habitabilidad y filtro constructivo.

Una vez pasados los filtros, se genera una imagen 3D de la vivienda y los usuarios pueden elegir la materialidad. Toda esta información se traduce a cadenas numéricas que, “simbólicamente, se pueden considerar como el ADN de la vivienda”. “Las cadenas numéricas se introducen en una herramienta informática, basada en algoritmos matemáticos, que permite obtener de manera automática la geometría de la vivienda. Cada ‘cadena de ADN’ es única y, por lo tanto, estas viviendas son totalmente personales, son viviendas no repetibles”, subraya. La fase tres consiste en el desarrollo del proyecto completo, que permite la tramitación y construcción de las viviendas.

antonio-macia

Antonio Maciá, profesor de arquitectura | Foto: Javier Tomás

En este contexto, destaca que, frente a las viviendas tradicionales, estas permiten tener unas casas “totalmente personales”, que además pueden ser personalizadas por el cliente bajo la dirección profesional del arquitecto. Además, este proceso se realiza de manera automática, por lo que “los tiempos de diseño de la vivienda se reducen de manera considerable”. “Se produce una identidad entre la vivienda y sus usuarios”, asegura.

En cuanto a la tipología de las viviendas, apunta que las viviendas unifamiliares aisladas son la tipología arquitectónica que mejor se adapta a esta tecnología, aunque precisa que también se puede aplicar a reforma de viviendas existente, ya sean unifamiliares o pertenecientes a edificios plurifamiliares. Además, añade que la materialidad de la construcción dependerá de muchos factures, aunque matiza que es un procedimiento que “permite trabajar desde la industrialización de la construcción y trabajar en seco, lo que conlleva la utilización de materiales como la madera y el acero”.


Maciá: “El proceso no supone un incremento del coste habitual de una vivienda. Este se fija por parte del cliente desde el inicio y el proceso de diseño lo debe respetar”

Asimismo, Maciá considera que los clientes que mejor pueden aprovechar esta tecnología son empresas de promoción inmobiliaria que disponen de departamentos de I+D+i y que son los que pueden facilitar la introducción de este tipo de viviendas en el mercado de una progresiva. “La aplicación del proceso no supone un incremento del coste habitual de una vivienda. Este se fija por parte de cada cliente desde el inicio y el proceso de diseño lo debe respetar. Durante la fase de personalización se eligen los materiales y procedimientos constructivos que se adaptan a ese presupuesto inicial”, explica.

El creador del proyecto comenta que el proceso -‘Procedimiento automático de obtención de un diagrama base de perímetro general de planta y perímetros de espacios caracterizados por su uso de un edificio’- está patentado y ya están desarrolladas las aplicaciones informáticas necesarias para ponerlo en funcionamiento. En concreto, el procedimiento se ha testado con la construcción de dos prototipos de viviendas.

viviendas-adn

Viviendas con ADN

‘Arquitectura de Identidad’ es el nombre del prototipo de vivienda de madera elaborada con esta tecnología y es una muestra de la personalización y facilidad de diseño en tiempo real durante una conversación entre el arquitecto y las personas que las habitarán. Además, se ha construido una vivienda unifamiliar en Polop de la Marina (Alicante), vivienda aislada experimental construida mediante sistemas tradicionales con estructura vertical de acero y estructura horizontal de hormigón armado, con unos resultados muy positivos.

Otras ocho viviendas más se encuentran en fase de proyecto. Actualmente se está desarrollando el procedimiento aplicado al proyecto de bloques plurifamiliares de viviendas con el doble objetivo de reducir el tiempo de redacción de los proyectos y de facilitar los cambios a tiempo real de las viviendas. “Los resultados son muy positivos, pues la realización de estos prototipos ha permitido mejorar el procedimiento”, garantiza.

Suscríbete a nuestra newsletter