La AIReF calcula que el ingreso mínimo sumará una décima al déficit este año

Ha incrementado en dos décimas la previsión de déficit público, que el informe situaba este año en una horquilla de entre el 10,9 % y el 13,8 % del PIB

Archivado en: 

La Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF) calcula que la aprobación del ingreso mínimo vital sumará este año una décima de PIB al déficit público, según ha apuntado este jueves su presidenta, Cristina Herrero.

Herrero ha comparecido en la Comisión de Hacienda del Congreso de los Diputados, donde ha expuesto el informe de la institución sobre el Programa de Estabilidad remitido a Bruselas por el Gobierno, en el que la AIReF preveía que la economía española se contrajera este año entre un 8,9 % y un 11,7 %.

La AIReF no ha modificado por el momento sus previsiones macroeconómicas para ajustarlas a las medidas adicionales de las últimas semanas, como la ampliación de los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) o el ingreso mínimo vital, o la nueva disponible información. No obstante, ya anunció Herrero, tal y como recogía este medio, que no se contempla volver a los niveles de deuda previos a la crisis (del 95% del PIB) al menos hasta el año 2040.

Cree Herrero que “podría acabar haciéndolo”, principalmente para incorporar aspectos positivos como la modificación de los ERTE -que acercan el fin de esta medida a la reanudación de la actividad- o las medidas adoptadas en la Unión Europea.

Sin embargo, la institución sí ha incrementado en dos décimas la previsión de déficit público, que el informe situaba este año en una horquilla de entre el 10,9 % y el 13,8 % del PIB, en función de la evolución de la pandemia.

Una de estas décimas de las que ahora añade corresponde a la puesta en marcha del ingreso mínimo vital, un gasto estructural cuyo coste dependerá del entorno económico y para el que Herrero ha pedido diseñar bien sus características.

La otra décima adicional de déficit está relacionada con el gasto sanitario para afrontar la pandemia, que ha sido superior al que se estimaba el organismo en un principio.

Por lo que respecta a la evolución de la recaudación, la AIReF prevé que el impacto de la situación macroeconómica, excluidas las medidas adoptadas, reduzca en un 5,9 % los ingresos tributarios en el escenario más benigno, ya que la recaudación del IRPF se reduciría un 6,6 % y el IVA, alrededor del 10 %.

Herrero no ha modificado las previsiones de recaudación recogidas en el informe ya que los datos de ejecución presupuestaria están distorsionados por los aplazamientos y moratorias puestos en marcha para frenar los efectos de la pandemia.

Asimismo, Herrero ha insistido en la conveniencia de recurrir a la “cláusula de escape” prevista en la Ley de Estabilidad, que incluye la necesidad de elaborar un plan de reequilibrio, una “hoja de ruta” que debería contar con el mayor consenso posible.

Suscríbete a nuestra newsletter