Impacto de la crisis

API: Los precios de la vivienda no bajan y se mantienen la senda de estabilidad

El portavoz del Colegio API de Valencia, Vicente Díez, explica que esta semana se está fijando un número de visitas a inmuebles incluso superior al habitual

El Colegio de Agentes de la Propiedad Inmobiliaria (API) de Valencia ha afirmado este jueves que se está fijando un elevado número de visitas para dar salida a las viviendas acumuladas en los dos últimos meses, y que los precios no bajan y se mantienen en la senda de estabilidad de comienzos de año.

Los Agentes de la Propiedad Inmobiliaria de Valencia han retomado la actividad y las visitas a viviendas con el pase de la Comunitat Valenciana a la fase 1 de la desescalada, para lo que se ha establecido un protocolo con las garantías higiénicas y de seguridad para los clientes y los agentes en las visitas.

El portavoz del Colegio API de Valencia, Vicente Díez, explica que esta semana se está fijando un número de visitas a inmuebles incluso superior al habitual, ya que hay mucha vivienda acumulada en estos dos meses de inactividad, y la previsión de los API es que el ritmo se estabilice en un par de semanas.

Señala que el sector se ha reactivado sin problemas y que los compradores no tienen miedo a realizar visitas, mientras que ya han comenzado a entrar en las agencias un número significativo de inmuebles, que esperan que sea aún mayor en los próximos días.

También se espera próximamente la introducción en el mercado de viviendas procedentes de herencias y divorcios, cuyos propietarios han tenido que soportar los gastos en estas semanas sin poder iniciar la compra.

Además, Díez indica que no se está notando un ajuste en los precios en estos momentos, pues se está manteniendo la estabilidad de los precios que tenían en febrero y marzo, una tendencia que se inició en 2019, cuando los precios llegaron a máximos.

El protocolo establecido por el Colegio de Agentes de la Propiedad Inmobiliaria de Valencia para realizar visitas a inmuebles con seguridad establece que las visitas se lleven a cabo con cita previa, el menor número de personas posible, siempre con mascarillas y guantes y respetando la distancia de seguridad de dos metros.

Los profesionales utilizan gel hidroalcohólico para limpiar cualquier superficie que sea necesario tocar durante la inspección del inmueble, y el API colegiado se encarga de establecer un horario en el que la vivienda se encuentre vacía en el caso de que los propietarios del inmueble aún residan en el mismo.

El objetivo es evitar en la medida de lo posible contactos personales, por lo que se intenta evitar la visita a zonas comunes o se recorren en el momento en que no estén presentes otros residentes del edificio.

También se recomienda usar preferentemente las escaleras y, en el caso de que imprescindible recurrir al ascensor, el viaje se realiza de forma individual. Por el momento, no se están llevando a cabo jornadas de puertas abiertas para visitar viviendas y se incorporan todas las indicaciones higiénicas y de seguridad en la hoja de visita que el API colegiado entrega al cliente.

Suscríbete a nuestra newsletter