Crisis coronavirus

La Comunitat suma 212 nuevos casos y registra 724 fallecidos, con 2 sanitarios más

Los test rápidos se repartirán en Castellón (10.800 test), Valencia (40.173) y Alicante (36.000)

Archivado en: 

Ana Barceló

La Comunitat Valenciana ha sumado 212 nuevos casos positivos (23 en Castellón, 89 en Alicante, 99 en Valencia y uno sin asignar), 103 más que ayer. En total acumulado desde que comenzó la crisis alcanza los 7.655 positivos y los 724 fallecidos, 52 más que ayer. Entre estos fallecidos, se encuentran dos profesionales sanitarios más, que se suman a los dos que fallecieron hace unos días, ha informado la consellera de Sanitat Universal i Salut Pública, Ana Barceló.

Desde el inicio de la pandemia, se han registrado 7.655 casos positivos (899 en Castellón, 2.803 en Alicante, 3.849 en Valencia y 4 sin asignar). De estos, ahora mismo hay 1.714 personas ingresadas, 173 menos que ayer (222 en Castellón, 43 en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI); 545 en Alicante, 139 en la UCI; y 947 en Valencia, 189 en la UCI).

Se han producido 724 fallecimientos desde el comienzo de la crisis sanitaria, 52 más que ayer (89 en Castellón, 292 en Alicante y 343 en Valencia). Entre ellos, se encuentran cuatro profesionales sanitarios. El total de altas acumuladas es de 1.344, 241 personas más que ayer (142 en Castellón, 469 en Alicante y 733 en Valencia).


Barceló: “Si alguien fallece en casa y no se ha podido hacer el test, daremos la información cuando tengamos los datos”

En cuanto a los fallecidos, Barceló ha destacado que en la Comunitat se cuentan todos los fallecidos que han comprobado que tienen COVID-19, incluidas las personas que están en la residencia. “Cuando hay un fallecimiento en casa y no hay prueba, por regla general, a los 3 meses llegan esos registros a Salud Pública, para que podamos testear y ver la causa. Ese dato no lo podemos tener hasta transcurrido bastante tiempo, para considerar la causa de la muerte de las personas en su domicilio”, ha detallado.

“Damos los datos que nos constan, los que nos certifican que a las personas fallecidas se les ha hecho el test. Si alguien fallece en casa y no se tenía conocimiento ni sospecha o no se ha podido hacer el test, daremos la información cuando tengamos esos datos. La información que tenemos es la que transmitimos. Puedo entender que se hayan producido otros fallecimientos y no tengamos la prueba”, ha admitido. Al mismo tiempo, ha precisado que, en estos momentos, las necropsias están prohibidas.

Por otro lado, el total acumulado de sanitarios que ha dado positivo es 1.303, entre los que ha habido 202 altas, por lo que en la actualidad hay 1.001 profesionales con COVID-19. Por ello, se han creado 4.272 plazas (2.247 de médicos y enfermeros y 2.024 para otras categorías), que han ido destinadas a suplir al personal que ha pasado al confinamiento y otra parte como refuerzos en departamentos que lo requerían.


En la actualidad hay 1.001 profesionales sanitarios con COVID-19

Hay casos positivos en 103 residencias, aunque Barceló ha precisado que no todas tienen coronavirus en residentes. Desde el inicio de la crisis, han dado positivo 890 residentes y 248 trabajadores, con 218 residentes fallecidos.

En cuanto a los test rápidos enviados por el Gobierno, ha detallado que Castellón recibirá 10.800 test, Valencia tendrá 40.173 y Alicante contará con 36.000. “Los test rápidos no tienen nada que ver con el desescalamiento que se tendrá que producir. Para el desescalamiento el Gobierno tiene previsto la compra de más test. El Gobierno dirá cómo y veremos si utiliza el criterio de hacer todos esos test a personas que vayan saliendo del confinamiento. El president Ximo Puig también tendrá su opinión de cómo hacerlo en la Comunitat y qué vamos a aportar al resto de España”, ha indicado.

Conversaciones bilaterales con sanidad privada

En cuanto a la reunión con la sanidad privada, que la ha calificado de “muy positiva y fructífera”, ha destacado que abordaron cómo estaban los centros hospitalarios y las clínicas privadas y cuál sería el proceso a seguir cuando cambie la pandemia, así como cuándo aumentar el ritmo de las intervenciones quirúrgicas.

“No nos trasladaron quejas. La sanidad privada es consciente de que todo el sistema sanitario no tiene la presión que tenía hace unos días. Ahora estableceremos conversaciones bilaterales porque cada centro tiene condiciones especiales y no puede aplicarse una única medida homogénea”, ha puntualizado.

Respecto al protocolo de partos, ha resaltado que lo han revisado y modificado para que “con todas las seguridades y medios, las mujeres sean acompañadas en el parto”. “El cambio es para que el acompañante entre en sala de partos con seguridad. Se hará un cribado antes del acceso para saber si el acompañante o la familia han podido estar en contacto con la COVID-19”, ha subrayado.

Por último, ha manifestado que aún no saben cuándo entrarán en funcionamiento los hospitales de campaña porque, aunque “los plazos se están cumpliendo”, todavía cuentan con camas en los hospitales. “Cuando tengamos la planificación, iremos ocupándolos”, ha matizado.

coronito

Suscríbete a nuestra newsletter