El alquiler de oficinas en València se reduce un 4 % por falta de oferta

CBRE estima la demanda instisfecha en 70.000 metros cuadrados por falta de una oferta adecuada en superficie y ubicación

Archivado en: 

La falta de una oferta adecuada no frena la llegada de grandes empresas a la ciudad

Según datos de la consultora inmobiliaria CBRE, el mercado de oficinas de Valencia ha registrado en 2019 una contratación de 47.246 m2, tan solo un 4 % inferior a la de 2018, cuando se alcanzó la cifra récord de la última década, de 49.136 m2. De este modo, por segundo año consecutivo se han marcado datos históricos de los últimos 10 años.

El contexto de mercado de los últimos años ha estado marcado por el descenso en la disponibilidad de espacios de oficinas debido a la falta de proyectos nuevos y al aumento en la contratación. En la actualidad, la oferta de espacios de más de 2.000m2 que reúnen las especificaciones técnicas y de ubicación que las empresas demandan es escasa.

En este sentido, existe un volumen de 70.000m2 de demanda insatisfecha, que, en caso de haber encontrado el espacio idóneo, hubiera contribuido a batir récord de contratación con gran diferencia respecto al año pasado.

A pesar de la escasez de oferta de calidad, han conseguido aterrizar en Valencia en 2019 numerosas empresas internacionales que han dinamizado el mercado e impulsado la economía y el empleo.


Groupon o Xing son algunas de las grandes empresas que se han instalado en la ciudad


Algunos ejemplos de estas compañías son Groupon, que se ha instalado en el edificio AQUA; la alemana XING, que ya está operativa en sus nuevas oficinas en el edificio Green Building en Pintor Sorolla 11, o Vodafone, que se trasladará a un edificio exclusivo de oficinas frente al futuro Mestalla en la avenida Cortes Valencianas.

Para Belén Patiño, directora de oficinas CBRE Valencia, “Valencia se está convirtiendo en un foco de atracción y retención del talento para la mayor parte de las empresas de carácter internacional y tecnológico que buscan nuevas ubicaciones a nivel europeo. Factores como la calidad de vida, las infraestructuras, el nivel de las universidades, la conexión internacional o el acceso a la vivienda, unido a la deslocalización del trabajador, dotan a la ciudad de Valencia de un valor añadido adicional para trasladar a los empleados desde otra ciudad o para realizar nuevas contrataciones”.

Guillermo Sánchez, responsable de ocupantes de CBRE, “estas compañías demandan principalmente espacios abiertos y flexibles, que fomenten la colaboración entre las diferentes áreas de negocio. Se trata de espacios que aporten valor al empleado en su día a día y potencien la imagen de marca. Aspectos como la sostenibilidad y el bienestar del empleado son clave a la hora de elegir un espacio.”

Suscríbete a nuestra newsletter