Fraude EMT

El PP pide ceses en la EMT tras las declaraciones de los directivos ante el juez

Catalá ha asegurado que, "tanto el gerente como la responsable de gestión de la EMT han reconocido que no existían protocolos de control"

Archivado en: 

La portavoz del Grupo Popular, María José Catalá, pedirá en el próximo pleno “el cese de la cúpula de la EMT tras reconocer, tanto ante la Comisión que investiga el robo de los 4 millones como ante el juez, que no existían protocolos ni control en la gestión de la EMT para evitar una estafa como la ocurrida el pasado mes de septiembre”.

Catalá ha asegurado que, “tanto el gerente como la responsable de gestión de la EMT han reconocido que no existían protocolos de control que podían haber evitado el robo de 4 millones de euros de las cuentas de la compañía”.

La portavoz afirma que estas declaraciones ratifican lo que han confirmado tanto técnicos municipales como trabajadores de la EMT en la comisión de investigación de ausencia de controles en la gestión. “De hecho, el último pleno aprobó controles en las empresas públicas municipales que no existían”, recalca.

“El propio viceinterventor del Ayuntamiento de Valencia reconoció ayer en la Comisión de Investigación que si se hubieran hecho las conciliaciones diarias de las cuentas municipales se hubiera evitado el robo de los cuatro millones”, han expresado por su parte los concejales y consejeros del PP, Marta Torrado y Carlos Mundina.

“También existen contradicciones en las declaraciones ya que el gerente dice ante el juez que se hacían las concialiaciones de cuentas diarias, algo que los trabajadores de la EMT desmienten al igual que esta debería realizarla la trabajadora despedida. De haberse hecho, se hubiera evitado el robo”, señalan Mundina y Torrado.

El PP ha reiterado su petición para que se cese al concejal Guiseppe Grezzi al frente de la EMT. Además asegura que pedirá al pleno, como ya ha hecho en el Consejo de Administración de la EMT, “trasladar el caso de la estafa de los 4 millones de euros al Tribunal de Cuentas, al Banco de España y que se pida a Sindicatura de Comptes una auditoría de la gestión de la EMT”.

El banco no debería haber permitido las transferencias

Por otro lado, un experto en blanqueo de capitales aseguraba este miércoles en la comisión que investiga el fraude de 4 millones a la EMT de València que la entidad bancaria no debería haber permitido ni la primera transferencia por no hacerse con la operativa habitual.

En la sesión compareció este experto, miembro de Gestha, sindicato de Técnicos del Ministerio de Hacienda, quien consideró que el banco debería haber hecho muchas más cosas, al tratarse de operaciones inusuales y debería haber tomado medidas de diligencia reforzadas. Además, mostró su sorpresa al considerar claramente insuficiente que el banco avisase con un e-mail, y también que, al no obtener respuesta, el banco no lo paralizara todo.

Este experto destacó que con las firmas mancomunadas de la EMT nunca se deberían haber cumplido esas operaciones por parte de Caixabank, ni siquiera la primera.

También comparecieron en la comisión, como recordaba hoy Catalá, el viceinterventor y el auditor del Ayuntamiento de València, quienes consideraron que dos personas responsables pueden ser suficientes para la firma mancomunada electrónica siempre y cuando se sigan los procedimientos. Según precisaron, si después una persona se salta el procedimiento, pueden pasar casos como el ocurrido en el fraude de la EMT.

Respecto al procedimiento de control de caja, explicaron que se hace igual en la EMT que en el Ayuntamiento, y han indicado que en estos momentos no pueden realizar consideraciones más detalladas sobre lo que ha pasado porque todavía no se ha realizado la auditoria operativa.

Suscríbete a nuestra newsletter