El sector financiero español refuerza su adhesión a la sostenibilidad

Finresp está constituída por las patronales de banca, seguros, cajas de ahorro, cooperativas de crédito y fondos de inversión

Archivado en: 

El sector financiero español en su conjunto, a través de Finresp, una iniciativa de las tres patronales de banca, la de seguros y la de fondos de inversión, ha reforzado este lunes su compromiso con el medio ambiente con ocasión de la Cumbre del Clima.

El presidente de Finresp y máximo responsable de la AEB, José María Roldán, presentó los acuerdos adoptados en el marco de la COP25, entre los que destaca el objetivo de promover la adhesión de las entidades del sector financiero a los principios y estándares para la sostenibilidad elaborados por Naciones Unidas.

Asimismo, Finresp se propone fomentar la integración de las cuestiones ambientales, sociales y de gobierno (ASG) en la toma de decisiones; la concienciación de los clientes y proveedores en el ámbito de la sostenibilidad, y la divulgación de manera pública, transparente y periódica de los avances en estos principios.

La iniciativa del sector se compromete a elaborar anualmente un informe sobre los avances de las finanzas sostenibles en España y se propone colaborar activamente con los poderes públicos en la conformación e implementación de un marco normativo eficaz de cara a la consecución de los objetivos de lucha contra el cambio climático.


Promoverá la integración de las cuestiones ambientales en la toma de decisiones de las entidades


Estos son, según un comunicado, algunos de los compromisos en la lucha contra el cambio climático del Centro Financiero para la Sostenibilidad en España (Finresp), impulsado por AEB, CECA, Unacc, Unespa e Inverco.

Roldán destacó la importancia de que todo el sistema financiero español haya emprendido una iniciativa conjunta para ayudar a las empresas a acometer la transición a una economía más justa, sostenible y respetuosa con el medio ambiente.

En su opinión se trata de un hecho “histórico” que todos los agentes financieros españoles estén coordinando sus esfuerzos para facilitar a sus clientes y proveedores la transición hacia una economía más sostenible.

Es “algo que no va a ser fácil ni va a estar exento de costes, en particular para las pequeñas y medianas empresas”, añadió Roldán, quien incidió en que este proceso va a requerir de inversiones “muy cuantiosas”, por lo que el concurso del sector financiero privado va a resultar imprescindible.


El acuerdo supone seleccionar inversiones y gestionar riesgos


Para José María Méndez, director general de CECA, “el papel que va a jugar el sector financiero como dinamizador de un nuevo modelo productivo basado en una economía descarbonizada es clave. Las autoridades europeas han de facilitar esta labor en el diseño del nuevo Pacto Verde”.

La presidenta de Unespa, Pilar González de Frutos, destacó que “el seguro conoce a fondo la importancia de la sostenibilidad y la respalda mediante la prevención y la protección” e indicó que “cuando se produce una catástrofe, el seguro es el primero en acudir en ayuda de la gente. En esta labor es fundamental la colaboración público-privada. Un buen ejemplo es el Consorcio de Compensación de Seguros”.

Para el presidente de Inverco, Ángel Martínez-Aldama, la integración de la sostenibilidad, no solo en la selección de las inversiones, sino también en la gestión de los riesgos, es un reto para todos los gestores de activos, pero también una oportunidad.

El presidente de Unacc, Manuel Ruiz Escudero, considera, por su parte, que la declaración de Finresp en el marco de la COP25 expresa la vocación de las cooperativas de crédito, como parte del sistema financiero español, “de alinearse con los objetivos de sostenibilidad definidos por Naciones Unidas, así como el gran impulso que están dando a la financiación de la agricultura ecológica, para la obtención de frutas y hortalizas para una alimentación saludable”.

Suscríbete a nuestra newsletter