Dana | Vega Baja

Uepal se suma a la CEV en su reivindicación de la Vega Baja como zona catastrófica

Los empresarios piden la Comisión del Agua en el seno de la CEV y un cambio de estrategia en la gestión de la epidemia de la Xylella Fastidiosa

Archivado en: 

Imagen: E3

El comité ejecutivo de la Unión Empresarial de la Provincia de Alicante (Uepal) se une a la CEV en su reclamación de una batería de medidas económicas y de beneficios fiscales que ayuden a la recuperación económica y a la reactivación de las empresas y explotaciones agrícolas de la Vega Baja.

El presidente de Uepal, Juan José Sellés, ha vuelto a manifestar la necesidad de que el Gobierno declare formalmente a la Vega Baja como Zona Catastrófica, que permita agilizar e incrementar las partidas de ayudas para paliar los daños causados por las fuertes lluvias y las inundaciones que ha causado los desbordamientos del río Segura.

Además, el conjunto del comité ejecutivo de Uepal ha pedido medidas a las distintas administraciones, que podrían acometer a favor de los sectores productivos, como la moratoria en el pago de las cotizaciones de la Seguridad Social, ventajas en las cuotas de autónomos y toda una serie de medidas que permitan recuperarse a las empresas afectadas por los efectos de las inundaciones, liberándo así de la presión fiscal a aquellos que han perdido tanto.

Igualmente Uepal, en línea con las propuestas establecidas por Asaja, considera necesario una serie de ayudas fiscales como la rebaja de los módulos de IRPF para los agricultores, la suspensión del Impuesto de Sociedades para empresas afectadas, la supresión de las tasas de tráfico para las bajas de vehículo afectados, así como la suspensión de impuestos locales como el ICIO para la reconstrucción de viviendas y naves, y del IBI urbanos y rústicos, entre otros.

Comisión del Agua en la CEV y tratamiento de la Xylella Fastidiosa

Por otra parte, la ejecutiva de Uepal trasladará a la CEV, de la que  forma parte, la urgente creación y convocatoria inmediata de la Comisión del Agua para tratar “un problema que es colectivo para el territorio, pero que tiene una especial incidencia en la provincia de Alicante”, indicó el presidente de la patronal. Para el Comité Ejecutivo de Uepal esta Comisión debería estar asentada territorialmente en la provincia de Alicante y liderada por parte del empresariado alicantino, pero que también integre los intereses de todos los territorios de la Comunitat Valenciana.

Para Uepal, la viabilidad del sector agrícola es fundamental para el desarrollo económico de la Comunitat Valenciana, por su capacidad exportadora, la generación de empleo y riqueza y los beneficios que reporta a la protección del territorio y del paisaje. “Más allá de la Mesa Provincial del Agua de la Diputación de Alicante y del mismo Foro del Agua, que tienen un carácter más institucional y que tratan el problema hídrico en la provincia, los empresarios debemos tener un órgano propio, que recoja las inquietudes y las soluciones sobre la materia, que bien pudiéramos compartir con el resto de foros”, ha comentado Juan José Sellés.

En relación a la Xylella Fastidiosa, la Uepal ha solicitado al Consell un cambio de estrategia que abandone el Plan de Erradicación, determinado por la UE, que establece el arranque del arbolado –infectado o no– en un radio del foco detectado. “Esto supone asolar plantaciones completas, sin que esté teniendo un efecto positivo, pero sí que perjudica al agricultor o agricultores vecinos. Hay que pasar a planes de contención, que ya aplican en otros territorios y su sustitución por otras resistentes a los brotes de la enfermedad”, comentó Sellés.

El presidente de Uepal considera que a la vista de los resultados “se debería cambiar de estrategia, tal y como vienen demandando los agricultores, especialmente de las zonas del interior, donde la agricultura es el principal elemento de fijación de población y contra la despoblación rural”.

Suscríbete a nuestra newsletter