Parra trata en Bruselas los mecanismos de defensa para el sector citrícola

La Unió consigue que la CE establezca certificados digitales para controlar las importaciones agrarias de terceros países

La directora general de Internacionalización María Dolores Parra se ha reunido en Bruselas con el jefe adjunto de la Unidad de Defensa Comercial de la Unión Europea, Fréderic Michiels, y su equipo. El objetivo de la reunión ha sido analizar “los posibles instrumentos de defensa comercial que se pueden plantear ante los problemas derivados en el sector de los cítricos por el Tratado de Libre Comercio con Sudáfrica”, ha señalado la directora general.

Parra ha explicado a los técnicos del departamento la problemática generada en los cultivos de cítricos de la Comunitat Valenciana y en la exportación a la Unión Europea. Tras el encuentro, la directora general ha calificado de “muy positiva” la reunión ya que ha podido conocer paso a paso qué informes se deben realizar para poder iniciar la cláusula de salvaguarda.

Posteriormente se ha reunido con el Consejero de Comercio de la Representación Permanente de España, Juan Francisco Martínez García, con el que se han abordado las últimas novedades en materia de acuerdos comerciales, con especial incidencia en Mercosur.

María Dolores Parra le ha trasladado las inquietudes recogidas durante la reunión de la Comisión de Seguimiento para la Defensa de los Intereses de los Sectores Productivos en los Acuerdos Comerciales UE con Terceros Países. Entre los temas, se han tratado aspectos como la complejidad de los trámites Saber para Arabia Saudí, la situación del azulejo en Argelia y en Egipto.


A partir del año próximo las importaciones agrícolas en la CE dispondrán de certificados digitales


Por otro lado, la Unió de Llauradors ha informado a través de un comunicado que ha logrado que la Comisión Europea ponga en marcha en 2020 un sistema de gestión electrónica para los certificados de exportación agrícola de terceros países, uno el certificado denominado Inward Monitoring Arrangement (IMA) y otro el certificado de autenticidad, tal y como había reclamado esta organización hace unos meses.

Este sistema de gestión ha sido comunicado por la Comisión de Agricultura a la eurodiputada Inmaculada Rodríguez-Piñeiro.

El objetivo de este sistema es mejorar el seguimiento de los cítricos importados y detectar posibles perturbaciones en los mercados.


Los certificados permitirán conocer con antelación el volumen de las importaciones y adoptar medidas preventivas en su caso


Los certificados digitales, según la Unió, no suponen una barrera comercial, sino un registro actualizado para conocer anticipadamente la fruta que va a entrar en el mercado europeo. Este conocimiento anticipado crea además un margen de maniobra que facilita la adopción de medidas preventivas en su caso.

La organización agraria recuerda que los productores europeos de cítricos están atravesando por una difícil situación, debido, entre otras cosas, al notable aumento de las importaciones de cítricos procedentes de determinados terceros países del hemisferio sur. Sudáfrica exportó por ejemplo la pasada campaña a la Unión Europea un total de 814.000 toneladas de cítricos por las 471.000 toneladas de 2014, lo que supone que en sólo cinco años haya duplicado sus envíos.

Suscríbete a nuestra newsletter