El renacer de la industria del mueble y su feria (III)

Una industria renovada presenta sus propuestas en la Feria del Mueble

Nuevas marcas y líneas de negocio eligen Hábitat València para darse a conocer

Una de las nuevas líneas que se presentan en Hábitat València

Los augurios no pueden ser mejores para la 55 edición de la Feria Hábitat València que hoy abre sus puertas. No se trata ya sólo del aumento del número de expositores o de las buenas perspectivas de visitantes. La convocatoria se ha visto impulsada por una industria renovada que, tras la crisis, se atreve con propuestas que enriquecen la oferta.

La industria del mueble ha sido una de las que más ha sufrido la crisis, pero de ella salen nuevas líneas de negocio sobre las que se construir un proyecto empresarial solvente. Sin dejar de lado el equipamiento doméstico, el futuro se orienta hacia las colectividades: espacios públicos, oficinas, hoteles, restaurantes, hospitales, clínicas, centros educativos … Equipamiento que en muchas ocasiones requiere de la colaboración de diversos agentes para conformar una oferta de producto que satisfaga todas las necesidades, desde el mobiliario a la iluminación, pasando por los textiles o el equipamiento debaño.

Un renacimiento que viene acompañado de la designación de València como Capital Mundial del Diseño 2022, lo que sin duda va a aumentar el interés por los productos y proyectos que salen de aquí y del resto de España.

Como señala la propia organización del certamen, “será (…) el primer gran evento en el que la ciudad mediterránea festeje un galardón que jamás había alcanzado ninguna otra ciudad española”.


El entorno de la industria del mueble es positivo: sube la producción y las exportaciones


Esta edición llega en un contexto positivo. Según datos del Observatorio Español del Mercado del Mueble, la producción el año pasado creció cerca del 3%, alcanzando un valor de 4.483 millones de euros.

Por su parte, las exportaciones en el primer semestre del año presentaron un incremento del 5,3%, superando los 1.131 millones de euros. De esta cifra, según información facilitada por Anieme, la Comunitat Valenciana exportó casi 282 millones, lo que supone una subida superior al 10%.

Tanta expectación se cimenta en la oferta. Vamos a dar un repaso a una selección de productos que hoy se presentan en Hábitat València. Empezamos con las nuevas marcas


Nuevas marcas y nuevas líneas de producto se presentan por primera vez en el certamen


La Feria es uno de los mejores escaparates para presentar una nueva marca. Es el caso de Mobboli, que nace como un proyecto empresarial del fabricante de mobiliario de oficina Delaoliva. Esta línea equilibra la experiencia con la vitalidad creativa. El resultado son modelos con identidad propia, funcionales e indudablemente modernos, orientados al canal contract.

Para esta colección, la firma ha contado con la colaboración de diseñadores tan reconocidos como Ximo Roca, Yonoh, Aitor G. De Vicuña, Héctor Diego, Lievore Altherr Molina, o el propio equipo de diseñadores de la casa.

Entre los nuevos expositores que este año llegan a la Feria destaca una de las marcas más conocidas en textiles para el hogar: Textils Mora. La firma de Ontinyent presenta Sofing, su nueva propuesta decorativa compuesta por alfombras, mantas y cojines. La colección de alfombras ha sido diseñada por el artista urbano Antonio Marest.

Una línea que refleja el compromiso de la empresa con el medio ambiente, ya que está elaborada a partir de fibra reutilizable.


Firmas extranjeras de primer nivel para el segmento de lujo


Las firmas extranjeras también eligen València para encontrar nuevos mercados, especialmente en lo que es el segmento de lujo. Es el caso de Stellar Works que, con sede en Shanghai, cuenta con un plantel de diseñadores internacionales de primera línea, mientras que la producción respeta la mejor tradición artesanal.

Entre las piezas que presenta destaca el armario Dowry, del célebre estudio Neri & Hu, o su colección Cabinet of Curiosity. La serie SW recupera el espíritu del mobiliario moderno que se ha convertido en verdaderos clásicos. Es el caso de la chaise longe creada por el estudio OEO, que bebe de las fuentes Bauhaus, o la colección Vintage que recupera y actualiza piezas clásicas, como el taburete y la mesa auxiliar Louisiana, de Vilhelm Wohlert, producida a mediados del siglo pasado.

También de más allá de nuestras fronteras llegan las lámparas de Brokis, el principal fabricante checo de lámparas de vidrio soplado de alta calidad. Bellísimas y originales luminarias con un enorme potencial decorativo, gracias a su exquisito diseño ejecutado por maestros artesanos que mantienen la tradición bohemia del soplado de vidrio. Cada lámpara es una pieza de arte funcional.

Suscríbete a nuestra newsletter