La información económica de los líderes

Los cientificos piden a la UE que permita usar las técnicas genómicas en agricultura

La comunidad científica advierte que con las normas actuales Europa perderá la iniciativa en la mejora de la producción agrícola

La edición genómica permitirá una agricultura más sostenible, menor uso de productos fitosanitarios y mejorar la producción

La comunidad científica europea ha hecho pública hoy una declaración abierta dirigida al Parlamento y Consejo Europeos, así como a la próxima Comisión Europea, para que permitan las técnicas genómicas y con ellas, una agricultura sostenible y mejorar la producción de alimentos. La petición se da en un contexto global de aumento de la población, disminución de la biodiversidad y de los recursos, y aumento de la temperatura del planeta, con la necesidad de generar más alimentos mejorando las plantas y desarrollando variedades de cultivo más sostenibles.

En la declaración pública firmada por 117 institutos de investigación se destaca que la agricultura europea puede hacer contribuciones considerables a los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU con la aplicación de las técnicas de edición genómica. “Los métodos de mejora vegetal de precisión como la edición del genoma con CRISPR son herramientas innovadoras que tienen el potencial de ayudar a alcanzar estos objetivos de una manera más rápida y eficiente”.

Para desarrollar estas variedades, el personal especializado debe tener acceso a la gama más amplia posible de herramientas de mejora vegetal. La adición más reciente a la caja de herramientas es la mejora de precisión con CRISPR, que permite desarrollar las variedades de cultivos deseadas de una manera más rápida, relativamente simple y mucho más dirigida en comparación con las técnicas anteriores.


La edición genómica mediante CRISPR ha permitido desarrollar una variedad de trigo resistente al hongo que no necesita ser tratada con fungicidas


No obstante, “la interpretación actual de la legislación europea (caso C-528/16) impide el uso de la edición del genoma para la agricultura sostenible y la producción de alimentos en la UE”, destaca la carta.  “Esto es altamente problemático ya que la legislación europea presenta un umbral reglamentario inalcanzable para los institutos de investigación y las pequeñas empresas de mejora”, añade el comunicado.

Según los firmantes, tal y como está en la actualidad la legislación europea en este sentido, inhibe las inversiones en I+D+i en Europa destinadas a la mejora de plantas, por lo que “el desarrollo futuro de variedades beneficiosas de manera más rápida y mucho más directa se detendrá en Europa, mientras el resto del mundo adopta la nueva tecnología”.

La comunidad científica ha utilizado técnicas genómicas de mejora de precisión para desarrollar una variedad de trigo resistente al moho. En un solo paso, introdujeron una pequeña alteración que confiere resistencia al moho polvoriento. Este es un claro ejemplo de cómo los métodos innovadores como CRISPR pueden acelerar significativamente la introducción de propiedades beneficiosas en los cultivos. El cultivo del trigo MLO no requiere la aplicación de fungicidas para prevenir enfermedades, lo que lo hace más sostenible.

 

Suscríbete a nuestra newsletter