La información económica de los líderes

Correos simplifica su marca y elimina el nombre del logo

Archivado en: 

Correos ha presentado su nueva imagen de marca para adecuarse a los nuevos tiempos que vive la centenaria compañía.

En los últimos cuatro años, ha pasado de ser una empresa eminentemente postal, a una empresa que gestiona más de 160 millones de envíos al año. Este cambio ha impulsado a la compañía a adaptarse a las demandas sociales sobre sostenibilidad, la digitalización y la internacionalización.

Con motivo de esta transformación a todos los niveles: logístico, tecnológico, de recursos humanos, e incluso de flota, Correos ha presentado una nueva imagen corporativa más sencilla, abierta y ágil. Se trata de una actualización y modernización de la misma que permite la adaptación a las nuevas necesidades del mundo digital.

La actualización del logo de la compañía mantiene la cornamusa y la corona, legado histórico de Correos, así como el amarillo, su color corporativo, para mantenerse reconocible.

Elimina el nombre, dando paso al isotipo en su forma más sencilla. Un símbolo internacional, universal, que es reconocido por la sociedad española y aplicable a todo tipo de soportes y documentos, ya sean estos físicos, impresos, audiovisuales o digitales.

El nuevo logo se ha diseñado desde el respeto al primer diseño realizado en 1977 por José María Cruz Novillo, creador de buena parte de los logos más conocidos de la historia de este país. Correos ha reconocido, a propuesta del presidente de la compañía, a Cruz Novillo como el séptimo Cartero Honorario.

Con la nueva identidad de Correos mantiene el compromiso con la sostenibilidad, reduce el consumo de tinta y vinilado y se eliminan elementos decorativos superfluos.

Suscríbete a nuestra newsletter