La información económica de los líderes

La nueva apuesta del equipo de Lotelito y otros cuatro locales en la capital

Abre el Barecito del Carmen, vermú y tapas para recuperar el espíritu de barrio

Situado en la plaza del Mercado, quiere ser un referente del típico esmorzaret valenciano

Archivado en: 

Vermú y cocas, especialidades de la casa

Hoy se inaugura en València Barecito del Carmen, la nueva aventura hostelera de los promotores del Lotelito. Los valencianos Manu Ragull, Paco Alanzor y José Carral continúan con su expansión con la apertura de su cuarto establecimiento gastronómico en cinco años tras el éxito de Lotelito, Portolito y OnTheRock’s & Rinconcito.

Los propietarios de Lotelito Bar no descartan nuevas aperturas en Valencia a medio plazo, donde ya emplean a más de 75 trabajadores.

Ubicado en la Plaza del Mercado número 20, Barecito del Carmen es la nueva propuesta de ocio y restauración que rinde homenaje al bar de barrio con un interiorismo que mantiene la esencia de la Valencia Antigua. Un espacio singular para viajar en el tiempo, entre paredes del siglo XVII, arco gótico y vestigios de antigua ferretería a escasos metros de la Lonja y el Mercado Central. 

Un interiorismo en el que destacan los materiales naturales como la madera y el esparto en un claro guiño a los comercios del entorno.

La intención es reforzar “la vida de barrio y fortalecer la vida social mientras se tapea y se tiene una buena conversación”, afirma Manu Ragull, uno de los socios.

Barecito del Carmen ofrece una cocina tradicional con un toque de modernidad con productos de proximidad, las tapas más arraigadas de la gastronomía española como las croquetas, ajoarriero de bacalao y jamón ibérico cortado a cuchillo, además de diversos platos autóctonos; coca de titaina, de blanco y negro, secreto ibérico con cebolla confitada …

Otra de las apuestas de Barecito es recuperar la cultura del vermú en su terraza. Aprovechar el buen tiempo durante todo el año en Valencia para reunirse con los amigos y tomar el aperitivo en un entorno único.

Los asistentes también podrán disfrutar de una cocina continua, con desayunos saludables, el típico ‘esmorzaret’ valenciano o aperitivos a media mañana, hasta ir de tapas por la tarde o cenar por la noche.

Suscríbete a nuestra newsletter