Las ayudas de la AVI se centrarán en soluciones a los retos estratégicos

La Agència Valenciana de la Innovació (AVI) priorizará en la baremación de su próxima convocatoria de ayudas aquellos proyectos alineados con los retos y soluciones identificados por los Comités Estratégicos de Innovación Especializados (CEIE) en agroalimentación, automoción y movilidad sostenible, economía circular, salud y tecnologías habilitadoras para la nueva economía.

Así lo ha avanzado el vicepresidente ejecutivo de la Agència, Andrés García Reche, durante una sesión informativa organizada junto a la CEV para trasladar al tejido productivo aquellas oportunidades empresariales que la comunidad científica, los institutos tecnológicos y el empresariado han propuesto en el seno de estos cinco grupos de trabajo.

Una de las facetas que se va a prioprizar es la Compra Pública Innovadora como vía para incentivar el desarrollo de soluciones tecnológicas e innovaciones entre las empresas. Con esta finalidad, la Agència acompañará a las distintas instituciones públicas para asistirlas en los procesos de licitación y ejecución de CPI.

Además, la AVI está consensuando con las consellerias una guía práctica que proporcionará a los distintos departamentos del Gobierno autonómico una hoja de ruta definida para iniciar este tipo de licitaciones.

Desafíos en agroalimentación

Las conclusiones del grupo especializado en agroalimentación se centran en la producción de alimentos más saludables, el incremento de la flexibilidad y seguridad en la producción agroalimentaria y el desarrollo de la agricultura de precisión mediante tecnologías de predicción y control de la producción.

Las recomendaciones del grupo de economía circular están encaminadas hacia la producción de bienes de consumo más sostenibles, el aumento de la eficiencia en la valorización de los residuos y la extensión de los usos de las aguas regeneradas en entornos urbanos y agrícolas.

Las innovaciones propuestas en el área de salud se focalizan en el control y prevención de la fragilidad; el desarrollo de nuevo instrumental quirúrgico, sistemas robóticos y de simuladores de ayuda a la cirugía; y en la prevención de infecciones hospitalarias.

En el ámbito de la automoción y la movilidad se recomienda la optimización de los sistemas de gestión térmica de los vehículos de combustión, así como para mejorar la plataforma de comunicaciones a bordo y los sistemas de carga para los coches eléctricos. También se ha destacado el campo de innovación que se abre en torno a la gestión de la movilidad urbana e interurbana.

Las conclusiones del grupo de tecnologías habilitadoras defienden el desarrollo de tecnologías de visión artificial más robustas, la mejora de la eficiencia en la generación, almacenamiento y gestión de energías renovables y la optimización de las operaciones en las empresas mediante las tecnologías de digitalización.

Suscríbete a nuestra newsletter