La información económica de los líderes

Los altos servicios mínimos decretados por Fomento impedirán que la huelga tenga un alto seguimiento, afirma USO

Huelga en Ryanair que se resiste a llegar a acuerdos con los sindicatos

La aerolínea opera unos 40 vuelos diarios desde la Comunitat Valenciana, con 250 tripulantes de cabina

Archivado en: 

Ryanair afronta mañana la primera de las tres nuevas jornadas de huelga de los tripulantes de cabina de pasajeros (TCP) de sus bases españolas convocadas por los sindicatos USO y Sitcpla. Los sindicatos exigen a la aerolínea de bajo coste irlandesa que cumpla con la legalidad laboral vigente en España.

Esta nueva convocatoria de protestas -que se repetirá los días 10 y 13 de enero- sigue a las huelgas de los pasados meses de julio y septiembre que de forma simultánea se convocaron en España, Portugal, Italia, Bélgica y Holanda.

USO, uno de los sindicatos convocantes, calcula que los trabajadores afectados en la Comunitat Valenciana serán unos 250, de los 1.900 con que cuenta la aerolíneas en sus bases españolas, y unos 40 vuelos entre València y Alicante. Sin embargo, dada la regulación de los servicios mínimos, el sindicato considera no se producirá ninguna anulación y, en todo caso, algún retraso.

Las centrales exigen que tanto Ryanair como las agencias de su propiedad Crewlink y Workforce con las que subcontrata personal, cumplan la legalidad laboral.

El pasado 28 de diciembre tuvo lugar un acto de conciliación en el que no hubo acuerdo entre sindicatos y aerolínea, que ha llevado a los primeros a convocar esta huelga.


Fomento ha establecido unos servicios mínimos que llegan al 100% en los vuelos insulares y entre el 57 y el 35% en el resto


Fuentes del sindicato manifestaron a Economía 3 que es difícil llegar a un acuerdo, “cuando la compañía recibe fondos tanto nacionales como autonómicos por operar“. Así que cuando se les exige el cumplimiento de la legislación amenazan con abandonar las líneas que actualmente operan. “Tienen pillada a las administraciones”, aseguró la misma fuente.

España, aducen las centrales, es ya el único país donde se está incumpliendo “flagrantemente” la legislación laboral.

Ayer se mantuvo una nueva reunión, informaron fuentes de USO, en la que tampoco se tienen esperanzas de resolver el conflicto, una negociación que podría prolongarse mañana, durante la jornada de huelga.

Ante el desacuerdo a la hora de fijar los servicios mínimos, ha sido el Ministerio de Fomento quien los ha establecido, de tal forma que, al menos en la Comunidad Valenciana, apenas se dejará sentir la huelga y, como mucho, podría producirse algún retraso.

Según la decisión ministerial, Ryanair debe garantizar el 100% de los vuelos con territorios no peninsulares y el 57% de los servicios domésticos sin alternativas de transporte inferiores a 5 horas, así como internacionales. Para el resto de operaciones se fija un 35% de servicios.


La aerolínea opera 400 rutas desde España y cuenta con unos 1.900 tripulantes de cabina entre las distintas bases en territorio nacional


Los sindicatos están dispuestos a acordar períodos transitorios para que las llamadas ‘agencias‘ (Crewlink y Workforce), que son ilegales en España, se transformen en ETT (empresa de trabajo temporal), que cumpla la legislación nacional, pero, en caso contrario, “será imposible llegar a acuerdos“, advierten.

Ryanair opera más de 400 rutas desde territorio español y cuenta con cerca de 1.900 de tripulantes en sus bases en España.

Los sindicatos exigen que el Gobierno “ponga a Ryanair en su sitio, de una vez por todas, que no es otro que a la luz de la ley española, la constitución, la Ley Orgánica de Libertad Sindical OLS y el Estatuto de los Trabajadores, sin más”, señala Efe.

Suscríbete a nuestra newsletter