La evolución de los tipos de cambio también pasa factura a la energética

Naturgy pierde 3.040 millones por la depreciación de activos eléctricos

Archivado en: 

Naturgy, la antigua Gas Natural Fenosa, perdió 3.040 millones de euros hasta septiembre, frente a los 793 millones de beneficio del mismo período de 2017, debido principalmente a la depreciación de activos de generación de electricidad por valor de 4.905 millones que ya afectó a las cuentas de la compañía en el primer semestre.

La compañía señala que teniendo solo en cuenta los resultados recurrentes, la multinacional habría obtenido unas ganancias de 877 millones, un 38 % superiores a las del mismo período de 2017.

El beneficio bruto de explotación o Ebitda sumó en estos nueve primeros meses del año 2.976 millones de euros, un 0,6 % menos, aunque sin tener en cuenta extraordinarios habría crecido un 10 %, hasta los 3.248 millones, matiza la multinacional.

La evolución de los tipos de cambio entre enero y septiembre tuvo un impacto negativo de 182 millones de euros en el Ebitda y afectó a todas las divisas en las que opera la compañía, especialmente al peso argentino, un efecto divisa que restó 80 millones al beneficio neto de la multinacional.

Sin embargo, la compañía mantiene el compromiso de remuneración al accionista con un total de 1,3 euros por acción. El próximo 27 de noviembre abonará un segundo dividendo a cuenta de 0,45 euros acción con cargo a los resultados de 2018. A partir de este 2018 la compañía se ha comprometido a aumentar un mínimo del 5% anual hasta alcanzar los 1,59 euros por acción en 2022.

Resultados del plan estratégico

La compañía considera que el plan estratégico hasta 2022 empieza a dar sus frutos. Cita la simplificación de la estructura organizativa y el gobierno corporativo, la revisión de activos y la renovación del principal contrato de suministro con Sonatrach. También cita la adjudicación de plantas de generación renovable en Australia y España. En el primero tiene previsto invertir 166 millones de euros y en el segundo ha invertido a lo largo del año 155 millones.

Naturgy destaca el laudo sobre la planta de Damietta en Egipto a favor de Unión Fenosa Gas, en la que Naturgy es socia al 50% con Eni.

Las ventas de la compañía en los primeros nueve meses del año ascendieron a 17.670 millones, un 3,4% más. Se realizaron inversiones por 1.593 millones de euros, un 42% más que en el mismo periodo del año pasado.

Por unidades de negocio, la denominada Gas & Electricidad, aportó 935 millones al Ebitda, un 29,3 % más, debido principalmente al negocio internacional de GNL y la comercialización de gas, como consecuencia de la renovación del acuerdo con Sonatrach y una mejora en los precios de comercialización.

El negocio de infraestructuras en Europa, Oriente Medio y África se mantuvo plano y aportó 1.333 millones, un 0,2 % más, gracias al buen comportamiento de las redes eléctricas en España. En cambio, el resultado del negocio de infraestructuras en América del Sur (Chile, Argentina y Brasil, principalmente) se vio afectado por la evolución negativa del tipo de cambio, lo que hizo que aportara 505 millones, un 25,7 % menos.

En cuanto al negocio de infraestructuras en el norte de Latinoamérica, que comprende México y Panamá, generó 194 millones, un 6,3 % menos.

Durante este período, la compañía ha avanzado en la optimización de la estructura de capital, amortizando toda la deuda bancaria a nivel corporativo y recomprando más de 300 millones de euros en bonos, así como emitiendo deuda en moneda local en aquellos negocios que operan fuera del área euro. A 30 de septiembre, la deuda financiera neta de Naturgy alcanzaba los 13.575 millones de euros, un 10,4 % menos que a finales de 2017.

Suscríbete a nuestra newsletter