La información económica de los líderes

Jornada: El reto digital en el sector

El 3D gana importancia en el ahorro de costes y tiempo en el calzado

Inescop articula soluciones de diseño 2D y 3D para facilitar la incorporación de las pymes a nuevos softwares

Archivado en: 

Antes de adentrarse en la transformación digital, las empresas ya viven inmersas en procesos de digitalización. El calzado está experimentando un cambio que parece acelerarse si nos fijamos en los servicios que Inescop presentó. La impresión en 3D se ha convertido en una herramienta de trabajo ligada a la eficiencia. Empresas consultoras y del sector contrastaron sus propias experiencias y coincidieron en señalar que, tras la irrupción de la tecnología, subyace un mercado muy competitivo y unas marcas obligadas a ahorrar costes para mantener el ritmo.

El área de Tecnología del Instituto Tecnológico del Calzado, ubicado en Elda, trabaja en la actualidad con nueve software. “Somos líderes mundiales en el desarrollo de sistemas de diseño de calzado por ordenador con más de 2.000 instalaciones en todo el mundo”, afirmó Miguel Davia, responsable de Fabricación Avanzada de Inescop.

La introducción de tecnología en la industria manufacturera por excelencia de la provincia de Alicante es una realidad clara y repleta de casos. Ayer responsables de Unisa, Hispanitas y la proveedora Tacovalle relataron cómo la digitalización ha modificado todo el proceso de confección de un zapato, desde el diseño hasta su fabricación.

Vicente Amo, director de Tecnología y Ecommerce de Hispanitas, consideró que está trabajando en aquellos procesos que “cada vez tengan menos errores humanos”. Adriana Sebastián, una experta de la firma Unisa, destacó el software de diseño para la fabricación de prototipados. Con ello han logrado ser más eficientes en el proceso. En la actualidad, un 15% de su colección ya se hace utilizando el software de diseño de calzado en 3D desarrollado por Inescop.

En común con Fernando Maestre, director general de Tacovalle, proveedor de tacones y suelas, está una imperiosa necesidad de “agilizar e integrar herramientas”. En definitiva, acortar tiempos, ahorrar costes y evitar deshechos o lo que se denomina “modificaciones eternas”. Los tres expertos aseguraron que la digitalización ha acercado la idea original que se plantea al producto final. Herramientas como el diseño en 3D permite hacer una gran variedad de probaturas en los zapatos respecto a colores, elementos, materiales. La calidad  y realidad que proyectan estos programas permiten que fabricante y proveedor trabajen conectados sin llegar a pisar la fábrica.

Formación reglada

Por el contrario, el obstáculo lo encontramos en la falta de formación cualificada. A pesar de que Inescop acompaña todos sus servicios con formación especializada, los expertos demandaron una formación cualificado reglada. Este hecho junto al conocido temor al cambio, apuntado por Vicente Amo o las dificultades del lenguaje disruptivo –señalado por Borja Coronado de CFZ Cobots, fueron la cruz de una moneda.

Los datos – sin llegar a ser precios, pero sí referentes – que se dieron ayer en la Jornada de Economía 3 también evidenciaron que todas las empresas han entrado en la carrera de la digitalización. El 50% del presupuesto de tecnología unos, parciales del 15% o el 30% del presupuesto en investigación fueron algunas de las cifras con las que todos indicaron que los cambios son constantes y muy adaptados a cada empresa. Aspectos tan sencillos como la “reducción de llamadas o mails” o que “el cliente se va mejor tratado también suma en el balance diferenciador.

Colaboración

A pesar de que las grandes empresas suelen contar con departamentos especializados, la aparición de nuevos softwares supone que sea muy difícil tener las plataformas permanentemente actualizadas. En este sentido, los expertos señalaron la colaboración con Inescop positiva. Curiosamente, las marcas conviven con modelos distintos de intercambio. Por ejemplo, Unisa es “el banco de pruebas” en materia de 3D. Hispanitas se apoya en los ensayos de calidad. Tacovalle es una colaboración desde el punto de vista técnico, porque “alguien tiene que testarlo y que probar las mejoras que se van realizando”. Por último, Cobots acaba de empezar a trabajar en el desarrollo de unas aplicaciones. La empresa es una joven startup bajo el paraguas del parque científico de Elche.

Suscríbete a nuestra newsletter