La información económica de los líderes

6 de cada 10 emprendedores valencianos lo son por vocación y no por mera necesidad

¿Qué quieres ser de mayor? Si le hacemos esta pregunta a los niños seguro que muchos responderán futbolista, chef o profesor. Pero la realidad es que 6 de cada 10 emprendedores valencianos siempre han querido serlo. Esta es una de las principales conclusiones del Mapa del Emprendimiento 2017, presentado por Spain Startup-South Summit.

Para la elaboración del informe se ha tenido en cuenta una muestra de 1.585 proyectos de los 3.516 presentados a la Startup Competition, que un año más vuelve a batir su récord de participación. De ellos, un 47% son de origen español (11% de la Comunidad Valenciana) y un 53% internacional.

Se incrementa la madurez y el desarrollo de las iniciativas emprendedoras españolas: un 9% tiene entre 3 y 5 años de vida (el doble que en 2016 y un 2% más que en Europa) y un 19% ya ha alcanzado el nivel de desarrollo ‘growth’ (frente a un 17% en 2016). Igualmente, ha descendido el número de startups que han fallado, un 55% frente a un 62% del año anterior. En el caso de la Comunidad Valenciana, crece del 64% en 2016 al 68% actual. En cambio, la cifra de startups vendidas ha bajado tanto a nivel nacional, de un 34% a un 29%, como en la Comunidad Valenciana, pasando de un 19% a un 12%.

A partir de los datos analizados se concluye que un 40% de emprendedores en la Comunidad Valenciana lo son en serie, cifra similar a la nacional, del 48%. Además, en nuestro país un 4% de emprendedores ha creado más de 4 proyectos (3% en la Comunidad Valenciana).

A nivel global, mientras que 6 de cada 10 emprendedores recurrentes decidieron apoyarse en una aceleradora en el proceso de creación de su startup, menos de la mitad de emprendedores noveles optó por esta fórmula.

Asimismo, 3 de cada 10 vendieron su startup y un 26% continúa desarrollándola. Aunque la mitad de startups que pusieron en marcha falló (un 4% menos que el total de proyectos, que es del 54%), la tendencia al fracaso disminuye a medida que aumenta el número de startups creadas, hasta el 20% en el caso de los que han puesto en marcha más de cuatro startups.

“Estos datos no sólo demuestran un mayor conocimiento del ecosistema por parte del emprendedor en serie, que ya cuenta con una experiencia sólida, sino también su mayor profesionalización. Estamos ante un emprendedor centrado en la creación de su proyecto y el desarrollo de su startup, que no aspira a convertirse en un empresario sino en un profesional de la innovación” afirma María Benjumea, fundadora de Spain Startup-South Summit.

El retrato robot del emprendedor valenciano responde hombre de 25 a 34 años con formación universitaria, principalmente ingeniero y de la rama de ciencias sociales. Los emprendedores cuentan, asimismo, con una sólida trayectoria profesional antes de poner en marcha un proyecto: el 57% ha trabajado anteriormente por cuenta ajena. Sólo un 1,5% de emprendedores españoles estaba antes en situación de desempleo, lo que demuestra que se emprende por oportunidad y no por necesidad.

De hecho, 8 de cada 10 emprendedores en nuestro país crean su propia startup para innovar tras detectar una oportunidad real de negocio. No es de extrañar, por tanto, que las iniciativas respondan a las principales demandas de innovación del mercado, relacionadas con fintech, realidad aumentada, arte y diseño.

La mujer, una asignatura pendiente: En el último año, aunque ligeramente, ha crecido el número de proyectos liderados por una mujer, pasando del 17% al 18% a nivel nacional, mientras que en la Comunidad Valenciana el aumento es mayor, del 11% al 17%. Los proyectos liderados por mujeres fallan menos, únicamente 3 de cada 10 fracasaron frente al 58% de proyectos fundados por hombres.

La financiación sigue siendo uno de los principales retos a los que se enfrenta el emprendedor, que recurre principalmente a recursos propios (57%) y amigos o familiares (24%) como fuentes de financiación para su proyecto.

En cuanto a los resultados, en la Comunidad Valenciana el 9% de las startups espera cerrar este año con una facturación de entre 150.000 y 500.000 euros en España.

Además de la financiación (19%), los emprendedores también buscan casi en el mismo porcentaje generar visibilidad para su proyecto (18%), conseguir socios estratégicos (17%) o nuevos clientes y atraer talento. A sus ojos, el Gobierno juega también un papel fundamental, al que exigen reducir las tasas e impuestos para las startups y business angels, beneficios fiscales, flexibilidad en la contratación y facilidades para el acceso a fondos económicos.

Suscríbete a nuestra newsletter