La Comunidad Valenciana seguirá siendo la peor financiada, con un 12% menos que la media

El conseller de Hacienda y Modelo Económico, Vicent Soler, ha anunciado que la Comunitat Valenciana continúa a la cola en financiación per cápita, tras los últimos datos comunicados por el Ministerio de Hacienda en la reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera del pasado viernes.

mapa_actualizado_liquidacion_definitiva_10.7.2017En concreto, la liquidación definitiva de 2015 (que se cobrará a finales de este mes), unida a las entregas a cuenta de la financiación de este año, supone que la Comunitat Valenciana tendrá en 2017 unos recursos disponibles de 2.053,05 euros per cápita, lo que la sitúa como la peor financiada de todas las autonomías. La asignación se queda a 264 euros euros per cápita de la media, casi un 12% menos.

El conseller ha explicado que “si multiplicamos esos 264 euros por la población de la Comunitat Valenciana, obtenemos una cifra de 1.300 millones“, que es la “pérdida” en financiación que sufren los valencianos al no recibir la misma financiación por habitante que la media de las comunidades autónomas. La Comunitat Valenciana está a 932 euros de la autonomía mejor financiada.

“Esta situación no es soportable y por ello reivindicamos soluciones. A ser posible, la puesta en marcha cuanto antes de un nuevo sistema de financiación estable, y si no, un fondo extraordinario ‘one off’ para este año, que nos compense por no tener al menos la misma financiación por habitante que el conjunto de las comunidades. De lo contrario, no podremos cumplir con el objetivo de déficit que ha impuesto de manera unilateral el ministro Montoro, a no ser que reduzcamos la calidad de los servicios básicos que prestamos, algo que no estamos dispuestos a hacer”.

Insuficiencia global del sistema

Soler ha señalado que “esperamos que esta vez sí que se produzca un cambio en profundidad del modelo de financiación, de forma que el nuevo modelo atienda las necesidades de la gente y no se diseñe pensando en las administraciones. Lo importante es que los impuestos que pagamos como ciudadanos luego se conviertan en los servicios dignos que le corresponden a un país de la Europa occidental”.

“Hablar de la financiación de las comunidades autónomas es hablar de la financiación del estado del bienestar, ya que las autonomías son las responsables de tres de los cuatro pilares del mismo: sanidad, educación y atención social. Y eso no es un tema menor”, ha señalado el titular de Hacienda.

Tres escenarios

Vicent Soler ha indicado que, en los Presupuestos para 2018, la Comunitat Valenciana incluirá en el presupuesto de ingresos una cantidad reivindicativa para el mantenimiento del estado del bienestar. “Lo haremos porque es la única manera de seguir manteniendo los servicios que prestamos a los ciudadanos, tal como estamos haciendo”, ha indicado.

“La Comunitat Valenciana tiene un firme compromiso con la estabilidad presupuestaria, y de hecho venimos realizando importantes esfuerzos para reducir el déficit. Pero hay una línea que no podemos cruzar y es la del mantenimiento de los servicios básicos a los ciudadanos. Para el Consell, garantizar la prestación de estos servicios siempre será una prioridad”, ha señalado Soler, quien ha recalcado que el mantenimiento de la sanidad, la educación, la atención a la dependencia, vivienda social, las políticas activas de empleo son aspectos básicos que no vamos a dejar de atender.

Suscríbete a nuestra newsletter