La información económica de los líderes

El presente y el futuro es Industria 4.0

 2016-dic-NUNSYS-4

– ¿Existe una tecnología prioritaria para las empresas en estos momentos?

En una reunión de nuestro Comité de Dirección comentamos que vivimos un momento que recuerda mucho a lo que fue la eclosión empresarial de internet y las empresas .com en 2000. Entonces, muy pocos sabían qué iba a pasar o cómo se podría hacer negocio con internet, pero todos intuíamos que estábamos entrando en una nueva era y que nada volvería ser igual en el futuro.

Hoy, la sensación que hay en torno a la digitalización y su impacto en la empresa es la misma que había entonces alrededor de internet. Casi nadie sabe a ciencia cierta cómo se va a desarrollar la digitalización de los modelos de negocio y qué va a suponer en la práctica esto, más allá de obviedades como ganar en fiabilidad, eficacia y eficiencia. Pero, a pesar de ello, todos intuimos que el futuro de las compañías a corto plazo pasa por la digitalización.

Y ese proceso, como ocurrió con internet, va a ser global: de una forma u otra afectará a todas las compañías, sea cual sea su sector de actividad y tamaño. Cuanto más abierto a la competencia sea el mercado en el que opera una empresa, mayor será el impacto de los cambios operados por la digitalización, pero es un proceso del que nadie se va a poder escapar.

– ¿Y en qué condiciones está Nunsys para enfrentarse a esos cambios?

Pienso que hemos sabido coger una cierta ventaja competitiva respecto a otras empresas del mercado de las tecnologías. En concreto, desde hace más de dos años estamos haciendo implantaciones de Industria 4.0 en empresas multinacionales del sector energético, acero, automoción y en las empresas medianas y grandes de la Comunidad Valenciana.

[masinformacion post_ids=”94025,94035,94038,94045″]

– Pero, ¿qué debemos entender por Industria 4.0?

Toda aquella innovación tecnológica que, integrada en mi proceso de fabricación, aportará eficiencia. No estamos hablando de acciones que inciden sobre los procesos comerciales, administrativos o financieros –donde el nivel de automatización o digitalización es más que relevante–, sino sobre los procesos de producción y de fabricación. Además, la Industria 4.0 va a ocuparse también de mejorar cómo esos procesos de fabricación más eficientes se comunican y relacionan con otros de la compañía como comerciales, administrativos o financieros, para maximizar el conocimiento del negocio y sus resultados.

Si nos fijamos, en la inmensa mayoría de empresas manufactureras actuales, la fabricación es una especie de isla, rodeada de procesos automatizados o digitalizados, pero blindada ante la implantación de procesos automáticos. Esto nos indica que la digitalización de los procesos de manufactura industrial presenta grandes oportunidades de mejora en aspectos de la empresa relacionados con la fiabilidad, medición, capacidad analítica, etc.

Por eso, hoy hay dos tipos de empresas: las que son conscientes de que tienen que prepararse para los cambios que trae la Industria 4.0 y están en ello, y las que aún no se han enterado de lo que viene por delante. Pero que nadie se engañe: la ola 4.0 va a afectar, de una u otra forma, a todos los operadores del mercado. Y además, les afectará no solo haciéndoles más o menos eficientes. En muchos casos, además de modificar su estructura de costes, va a cambiar el propio modelo de negocio de la compañía, acabando con formas de hacer las cosas y propiciando otras más enriquecedoras para los usuarios, porque cada vez el dato va a ser más fiable y estará disponible para extraer conclusiones y conocimiento.

– ¿Existen ayudas de algún tipo para la adopción de las tecnologías Industria 4.0?

La apuesta de la Unión Europea para potenciar la transformación digital de su sector industrial es innegable. De hecho, la propia UE se ha puesto como objetivo, en el marco de la política industrial europea, que la contribución de la industria al PIB europeo alcance el 20 % en 2020. Para ello, están disponibles diferentes ayudas de carácter europeo, estatal y autonómico que están favoreciendo la adopción de soluciones Industria 4.0 en las empresas de cualquier tamaño. Por ejemplo, en 2017 se prevé un nuevo plan de ayudas del Ministerio de Industria para todo tipo de empresas, a la vez que hay distintos tipos de programas en el ámbito autonómico.

– ¿Las soluciones de Industria 4.0 son aplicables a todo tipo de empresas?

El catálogo de soluciones de Industria 4.0 es muy amplio y cuenta con propuestas escalables y modulares muy interesantes, lo que hace que sean perfectamente asumibles por empresas de cualquier tamaño. En Nunsys hemos implantado soluciones 4.0 en sociedades del Ibex 35 y también en pymes de diversos sectores de actividad. Además, nos preocupamos por formar adecuadamente a un grupo de personas designado por nuestro cliente, de manera que creamos equipos de expertos en cada una de las empresas en las que implantamos soluciones.

Suscríbete a nuestra newsletter