Guerra abierta en torno a la financiación de la Comunidad Valenciana

???????????????????????????????

El ministro, Cristóbal Montoro ha venido a Valencia a presentar la asignación de recursos correspondientes a la última asignación extra del Fondo de Liquidez Autonómica (FLA) que asciende a un total de 7.043 millones para toda España. En concreto, la Comunitat  recibe 1.536 millones para cubrir pagos pendientes a proveedores de servicios públicos esenciales. En total, se abonarán 112.078 facturas, de las que cabe destacar los pagos para contratos de suministros y servicios por importe de 1.033 millones de euros, la atención de conciertos sanitarios, con 117 millones de euros, a farmacias, por importe de 104 millones de euros, y a conciertos en servicios sociales y subvenciones en materia de dependencia por una cuantía de 63 millones de euros.

A este respecto, el president de la Generalitat, Ximo Puig, ha calificado la visita de Montoro de “electoralista” y ha asegurado que es una muestra de “deslealtad institucional continuada“. Además, ha lamentado que “no atiende a los requerimientos reales de la sociedad valenciana“.

Para Puig, la visita del ministro es una prueba de que “hasta en el tiempo de descuento, el ministro continúa ofendiendo a los valencianos” y ha criticado “la falta de respeto institucional, no solo a la Generalitat sino a todos los valencianos“, porque, a su juicio, son acciones que acaban “deteriorando mucho la democracia“.

El jefe del Consell ha denunciado que Montoro presenta el FLAcomo si fuera un aguinaldo” cuando se trata de un dinero de los valencianos que vienen reclamando desde julio para pagar a los proveedores.

El ministro por su parte ha destacado que es “totalmente oportuno presentarlo en una de las comunidades que más ha participado de este mecanismo” y ha recordado que, desde que se instauró, es a final de año cuando se tiene constancia del excedente y se procede a materializar un pago extraordinario para facturas, pues “no se trata de una asignación generalista, sino que se abona la cantidad justificada factura a factura, hoy mismo, hasta satisfacer 649.696 en toda España“.  “Por tanto –ha continuado– sería ridículo pensar que no se pueden pagar las facturas a los proveedores de servicios públicos porque hay pendientes unas elecciones, la acción de gobierno sigue su curso y, por ello, hoy mismo están cobrando estos proveedores en toda España“.

Sin embargo, Puig ha recordado que el FLA no deja de ser un crédito y  que, aunque actualmente se devuelve al 0% de tipo de interés, “parece que no será así en un futuro“. No obstante, el president ha pedido a Montoro que dé un paso más y es que reconozca si 16.000 millones del montante de la deuda de la Comunitat (que asciende a más de 40.000 millones) van a ser mutualizados o absorbidos por el Estado.

Montoro ha manifiestado al respecto “que al final del año,  un 70% de la deuda de la Comunitat la tendrá con el Estado, y no con corporaciones financieras, por tanto la relación de la deuda entre Administraciones tiene un sentido económico diferente, el efecto es completamente distinto que si se la deuda se tuviera con el mercado“. Además, ha apuntado que se trata de una deuda que, “gracias a los mecanismos que hemos establecido, como este del FLA, se le va a alargando y además sin cobrarle intereses, por tanto las facilidades para que las comunidades autónomas no sientan la asfixia presupuestaria son importantes“. 

2015-DIC-Ximo-Puig-Vicent-Soler

La Comunitat tendrá 900 millones más en 2016

Según Montoro, durante el presente ejercicio, se han puesto a disposición de la Comunidad Valenciana un total de 8.640 millones de euros a través del Fondo de Liquidez Autonómico.

Asimismo, ha señalado que la financiación concedida a tipo de interés cero, está permitiendo a la Comunidad Valenciana ahorrar 753,19 millones de euros en el Presupuesto 2015. “Para operaciones ya formalizadas, la adhesión de la Comunitat al Fondo de Liquidez Autonómico supone un ahorro de tipos de interés, que para el 2016 se estima en 631,38 millones de euros“.

Además, en relación al sistema de financiación, la Comunidad Valenciana recibirá 9.029,2 millones de euros en 2016. “La mejora en la recaudación se está traduciendo en un incremento de la financiación que reciben las comunidades autonómas“. Para la Comunitat la financiación que recibirá en 2016 se incrementa en 952,1 millones respecto a 2015.

La deuda por el IRPF es mayor y se eleva a 454 millones

 Sin embargo, el conseller de Hacienda, Vicent Soler, ha explicado que el Ministerio de Hacienda pretende cobrar al nuevo Gobierno valenciano la “friolera” de 52,5 millones de euros en concepto de intereses de demora por las cantidades impagadas a la Agencia Tributaria por haberse quedado con el dinero de las retenciones de IRPF de la nómina de los funcionarios.

Para mayor gravedad“, ha añadido Soler,el Gobierno en funciones pretende cobrarse este dinero el próximo 5 de enero“, víspera de Reyes. “Este es el regalo de Reyes que trae Montoro a los valencianos, eso sí, le anticipo que será el último“, ha sentenciado el conseller.

De este modo, ha señalado “que la deuda extra que el anterior Consell del Partido Popular endosó al nuevo ejecutivo surgido de las elecciones del pasado 24 de mayo no se limita a los más de 400 millones existentes actualmente como consecuencia de no haber abonado a la AEAT las cantidades por IRPF retenidas a los funcionarios, sino que, teniendo en cuenta los intereses reclamados ahora, ascendería a 454 millones de euros“.

Nuevo modelo de financiación

Una vez más, el ministro Montoro ha reconocido el problema de infrafinanciación que sufre la Comunitat, de hecho ha recordado que el PP votó en contra del actual sistema. No obstante, se ha comprometido a resolverlo a principios de la nueva legislatura con un comité de expertos en el que también participarían valencianos. 

 

 

Suscríbete a nuestra newsletter