13 asociaciones industriales en defensa de la cogeneración piden diálogo al ministro Soria

Las 13 asociaciones industriales firmantes del Manifiesto para reivindicar la cogeneración como herramienta de competitividad energética, han enviado al ministro de Industria una oferta de colaboración encaminada a buscar fórmulas que mitiguen los negativos efectos generados por la nueva normativa sobre cogeneración.

20120119-cogeneracion-feriaSon industrias que han invertido fuertemente en cogeneración con el objetivo de elevar o mantener los niveles de competitividad necesarios para poder exportar la mayoría de su producción a mercados exteriores ante la atonía del mercado interno.

ASAJA, ASCER, ASPAPEL, COOPERATIVAS AGRO-ALIMENTARIAS DE ESPAÑA, FIAB e HISPALYT, firmantes iniciales del Manifiesto a las que unieron ACEXPIEL, ANFFECC, ASEBEC, AINDEX, CEPCO, CONFEMADERA HÁBITAT y CONSEJO INTERTEXTIL, están seguras de que es posible establecer fórmulas para recuperar esa competitividad perdida, en el marco de los desarrollos pendientes y de las medidas de reindustrialización que el Ministerio prepara. No hacerlo sería un contrasentido y supondría desentenderse de un grave perjuicio generado a la industria al intentar solucionar un problema que le era ajeno.

Las asociaciones del Manifiesto han mostrado su interés por colaborar con el Ministerio para un mejor entendimiento de lo que supone la cogeneración como instrumento de competitividad para la industria. La cogeneración tiene todo el sentido cuando es implementada en un proceso industrial asociado con grandes consumos de electricidad, y calor vapor y térmica, cuya producción optimizada al cogenerar ambos en un mismo proceso –la cogeneración es generar electricidad y calor o vapor al mismo tiempo-, que proporcionan enormes ahorros, y beneficios para el país.

El tándem industria-cogeneración, impulso a la competitividad industrial de España

El Manifiesto remarcaba que “reindustrializar España requiere una política energética que apoye la cogeneración como herramienta legítima y eficaz de competitividad para consolidar industrias y sectores fuertes que produzcan en nuestro país y exporten al mundo, generando riqueza y empleo”.

Para los firmantes, si un efecto de la reforma energética perjudica a gran parte de la industria española, deberán establecerse las medidas necesarias para contrarrestarlo o reconducirlo en coherencia con las nuevas medidas de reindustrialización, que sin duda son la gran oportunidad para hacerlo. “De otra forma, -arguyen- estaremos cayendo en un contrasentido y en un error irreparable para nuestra economía real”

Planta-industrial-de-cogeneracion-La Orden IET/1045/2014, por la que se aprueban los parámetros retributivos de la cogeneración supone un fuerte recorte que repercute directamente sobre la viabilidad de una gran parte de estas industrias nacionales que en su proceso productivo tienen integrada esta tecnología como parte esencial de su estrategia competitiva. La Orden Ministerial, añaden los firmantes,  penaliza directamente a estas industrias que invirtieron fuertemente para implementar cogeneración en su proceso productivo.

Según sus valoraciones, cerrar las cogeneraciones conllevaría una caída de la demanda nacional de gas del 10%, una pérdida de la eficiencia energética del país del 2%, unos impactos socioeconómicos de más del 1% del PIB nacional y la pérdida de 70.000 puestos de trabajo industriales directos.

Suscríbete a nuestra newsletter