Florida Universitària saca el emprendimiento fuera del aula

Para Florida Universitària transmitir los valores del mundo cooperativo y su vinculación con el emprendimiento es fundamental y lo hace a través de una metodología de trabajo, que incluye los proyectos integrados. Estos suponen que el alumno que entra en primer curso de cualquiera de los grados que oferta el centro define una idea empresarial o de producto y servicio que irá desarrollando en los cursos siguientes con el mentoring de profesores y alumnos de cursos superiores.

 

[mepr-rule id=”598″ ifallowed=”show”]En esa linea de que el emprendimiento se traduzca en acciones fuera del aula, Pere Soriano, director del área enseñanza-aprendizaje de Florida Universitària dio a conocer el proyecto de vivero de empresas que Florida Universitària está perfilando para que proyectos de alumnos puedan convertirse en una realidad. Esta es una iniciativa similar a la que ha llevado a modificar la Ley de Cooperativas del País Vasco por la que se posibilita a los estudiantes crear, mientras estudian, pequeñas empresas cooperativas en las que empezar a desarrollar sus productos e ideas con unas peculiaridades fiscales y laborales.

En opinión de Jesús Casanova, director del CEEI Valencia, es importante que el entorno universitario desarrolle el fomento del emprendimiento con fuerza. “Pueden hacerse muchas cosas desde la universidad, pero sobre todo fomentar su cultura más que intentar poner en marcha iniciativas empresariales”.

Experiencia previas

En ese sentido, Casanova recordó algunas experiencias llevadas a cabo entre el CEEI y las universidades como su colaboración con Florida Universitària en el concurso Ideas o su apoyo en el máster de Biomedicina de la Universidad Politécnica de Valencia, en el que explican lo que es un modelo de negocio y ayudan a realizar uno propio, tema a desarrollar por el emprendedor antes de elaborar su plan de empresa.

Para el director del CEEI, el emprendedor tiene que tener experiencias previas, y en su opinión, “en la universidad aún no las ha adquirido; además debe tener también habilidades y capacidades que tendrá que aprender y desarrollar. Una vez adquiera experiencia, habilidades y capacidades, entonces deberá tener una actitud, la de emprender”. En cuanto al vínculo entre cooperativismo y emprendimiento, Casanova propuso fomentar y difundir el reemprendimiento. 

Para explicarlo, tomó como ejemplo el recién creado Banco de Patentes, iniciativa lanzada por la Generalitat, y planteó trasladar esa idea a un banco que aglutinara negocios a traspasar de autónomos o empresas en crisis o sin relevo generacional para que pudieran ser asumidas por emprendedores bajo la fórmula del cooperativismo y de esta forma continuar su actividad. Casanova destacó la experiencia previa de esta idea en Cataluña y abogó por dinamizar en la Comunidad Valenciana acciones de estas características.

[/mepr-rule]
[mepr-rule id=”598″ ifallowed=”hide”]

Para leer el artículo completo:
Suscríbase a la la edición digital de Economía 3;
con su cuenta de suscriptor

[/mepr-rule]

Suscríbete a nuestra newsletter